EE UU

Los malos datos empresariales arrastran a Wall Street, que cierra con bajas

Las bolsas de Nueva York cerraron hoy con una moderada tendencia a la baja, afectadas por la advertencia de menores ganancias del segundo mayor banco de EEUU, JP Morgan Chase, y otras malas noticias de empresas.

Según datos preliminares disponibles al cierre, el índice Dow Jones bajó 35,10 puntos (o un 0,43%) hasta las 8.172,45 unidades. Pese a cerrar a la baja, este promedio terminó la jornada muy por encima de los niveles mínimos que anotó por la mañana, cuando llegó a caer más de 155 puntos. El Nasdaq bajó 6,65 puntos (o un 0,53%) hasta las 1.253,29 unidades.

McDonald's perdió un 12,36% y se situó en el nivel más bajo desde octubre de 1995. La cadena de alimentación se vio fuertemente castigada, sufrió el mayor retroceso del Dow Jones, tras revisar a la baja las expectativas de beneficio para el ejercicio.

Las petroleras fueron otro sector azotado. Exxon, entre ellas, se dejó un 3,81%. Las empresas especializadas en defensa también retrocedieron tras los avances recientes mientras se alejaba la inmediatez de un conflicto bélico.

Oracle, por otra parte, perdió un 3,23% antes de la conocerse sus resultados al cierre del mercado. UBS Warburg bajó las estimaciones de beneficio de la compañía.

El sector farmacéutica también trajo disgustos. D&K Healthcare Resources (-60,2%) se desplomó tras una alerta. En el lado positivo Micron Technologies anunció que superará sus previsiones aunque perdió un 0,74%. Credit Suisse bajó las estimaciones de beneficio de la compañía.

Los mercados europeos amanecieron con las buenas noticias que llegaron desde Irak y las alzas se instalaron pronto en el mercado. Las principales plazas llegaron a registrar avances que rondaron el 3%, pero la euforia dominante durante la mañana resultó poco duradera. La caída de la producción industrial en Estados Unidos y el retroceso del índice ZEW de sentimiento económico en Alemania, conocidos al comienzo de la tarde, decantaron la sesión al lado de las pérdidas.

Las aseguradoras (-3,24%), petroleras (-2,02%) y tecnológicas (-1,79%) fueron los tres sectores más azotados del índice Stoxx.

El menor riesgo a un conflicto inminente entre Estados Unidos e Irak precipitó la caída del precio del crudo y las petroleras, afectadas, retrocedieron ayer tras los avances recientes. ENI perdió un 3,04%, Totalfina, el 2,12% mientras BP se dejó un 1,71%.

Las aseguradoras volvieron a estar en el punto de mira. Zurich Financial (-3,15%) reavivó los temores sobre el sector al anunciar que tiene previsto vender acciones por unos 2.575 millones de euros a 65 francos suizos, menos de la mitad del actual valor del mercado, para atraer accionistas y sanear su situación financiera.

Entre los retrocesos del sector tecnológico destacaron los de Ericsson (-7,59%) y Alcatel (-9,21%). La primera cedió tras anunciar el retraso de un nuevo móvil y después de que su rival Nokia anunciara un recorte de plantilla de 300 trabajadores. La francesa sufrió tras la alerta sobre beneficios de su filial Optronics.

El creciente temor a la victoria del candidato Luiz Inácio Lula da Silva en las elecciones presidenciales en Brasil continuó pesando en la Bolsa ayer y el Bovespa caía el 2% a poco del cierre. El real, entretanto, seguía a la baja hasta 3,24 dólares.

Las noticias que llegaron de Irak suavizaron los temores en Asia y las Bolsas de la región subieron con fuerza. El Nikkei ganó el 3,27%, el mayor avance en seis semanas apoyado por las empresas exportadoras y un yen a la baja.