Nueva economía

Qwest, sospechosa de falsear cuentas, retrocede un 50%

Ayer Qwest Communications se desplomó en Bolsa. La operadora de redes de fibra óptica, otra sospechosa de prácticas irregulares contables, perdía el 50% a media sesión tras conocerse que se encuentra bajo el escrutinio del regulador estadounidense (SEC en sus siglas en inglés).

La tecnológica se vio presionada con fuerza en una sesión en la que Worldcom desató las alarmas en los mercados al sacar a la luz uno de los mayores fraudes contables de la historia. La teleco reconoció haber falseado datos por 3.800 millones de dólares.

La SEC, que comenzó la investigación sobre las prácticas de Qwest en marzo, está examinando cómo contabilizó 1.400 millones de dólares en ventas, informaba ayer el diario The Wall Street Journal citando fuentes cercanas a la investigación.

Los reguladores investigan varias operaciones de Qwest en las que vendió capacidad a otras compañías para luego comprarles cantidades similares. Los investigadores quieren averiguar si la empresa utilizó estos intercambios para inflar las ganancias posteriormente. Qwest mantiene que sus métodos contables son apropiados.

'La gente equipara a Qwest con Worldcom, pero todas mis investigaciones revelan que no ha habido fraude', señalaba ayer un gestor. La compañía, sin embargo, reconoció que en abril tuvo que rectificar sus cuentas de 2001 para mostrar una pérdida mayor. Qwest pierde ya cerca del 90% de su valor.