_
_
_
_
_

Nestlé negocia la compra de Purina, líder de comida para mascotas en EE UU

El grupo suizo Nestlé ultima la compra de Ralston Purina, líder del negocio de alimentos para mascotas en Estados Unidos, por unos 10.000 millones de dólares. La operación deberá ser revisada por los reguladores de competencia, que seguramente exigirán desinversiones para aprobar la operación.

El grupo suizo Nestlé, líder mundial de la industria de alimentación, ultima la compra de la estadounidense Ralston Purina por unos 10.000 millones de dólares en efectivo, según informó ayer el diario The Wall Street Journal.

Este precio supone una prima del 34% respecto a la cotización de las acciones de Ralston Purina el pasado viernes (las Bolsas estadounidenses estaban cerradas ayer por la festividad de Martin Luther King).

Si se confirma la operación, Nestlé, dirigida por Peter Brabeck, se colocará como líder del negocio de alimentos para mascotas en Estados Unidos (en todo el mundo se coloca muy cerca del actual líder, Mars Inc.). Y este segmento de mercado es uno de los pocos de la industria alimentaria que siguen creciendo de forma sustancial año a año.

Ralston Purina (dueña de la popular marca Purina Dog Chow) controla un 27% del mercado estadounidense de alimentos para mascotas, un sector que factura unos 4.300 millones de dólares al año en este país. El grupo Nestlé (que tiene marcas como Friskies, Fancy Feast, Alpo, Mighty Dog y Gourment) controla un 12% del mercado.

Segmentos diferentes

Las sinergias de una fusión pueden ser muchas, porque ambas están especializadas en segmentos diferentes: Nestlé tiene sobre todo productos enlatados, y Ralston Purina está más especializadas en alimentos desecados. Uniéndose con el grupo suizo, Ralston reforzaría notablemente su red de distribución fuera de EEUU.

Sin embargo, el enlace seguramente será visto con recelo por los reguladores de competencia, que pueden exigir a las compañías que vendan algunas marcas para autorizar la fusión. También está por ver si algún otro competidor decide interferir en las negociaciones lanzando una contraoferta por la compañía estadounidense.

Entre los posibles candidatos están Heinz (tercera en el ranking de alimentos para mascotas en EEUU) y el grupo Colgate-Palmolive. Mars Inc. es descartada por los expertos porque, como líder mundial, tendría muchas dificultades para lograr el visto bueno de los reguladores de competencia. Y el gigante de productos de consumo Procter & Gamble está digiriendo todavía la adquisición de Iams (alimentos para mascotas de alta gama), comprada a finales de 1999 por unos 2.050 millones de dólares.

Nestlé entró en el negocio de alimentos para mascotas en 1985, cuando compró Carnation (dueña de Friskies). A a lo largo de los últimos años ha reforzado su presencia en este campo con otras adquisiciones. En 1994 compró Alpo, en 1998 absorbió Spillers Pet Food y en 2000 se hizo con las operaciones de alimentos para mascotas de Cargill en Argentina.

Ralston Purina fue fundada en San Luis, a orillas del Misisipí, en 1894. Al principio se especializó en alimentos para caballos y mulas, pero a lo largo de su historia probó fortuna en negocios como el de los cereales para desayuno, comidas para restaurantes o incluso baterías. El pasado mes de abril segregó su negocio de pilas Energizer, quedando de nuevo como especialista sólo en alimentación para mascotas.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Más información

Archivado En

_
_