_
_
_
_

El TJUE rechaza el recurso de Lacasa y da la razón a la droguería registrada como Conguitos

El Tribunal General de la Unión Europea concluye que no tiene por qué existir una relación entre las marcas al tratarse de productos “tan poco parecidos”

Tribunas justicia UE
Sede del Tribunal de Justicia de la UE (TJUE), en Luxemburgo.Reuters

La justicia europea ha tumbado el recurso que Chocolates Lacasa presentó contra el empresario Mariano Esquitino tras registrar éste la marca Conguitos para productos de droguería y accesorios. El Tribunal General de la Unión Europea no encuentra ningún motivo por el que los consumidores puedan establecer una relación entre las marcas.

El recurso, presentado en diciembre de 2016 ante la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (EUIPO), iba destinado contra el empresario particular Mariano Esquitino, cuya familia ya había solicitado en los años 90 el registro de ´Conguitos´ para comercializar ropa y calzado infantil. Ahora, este la había registrado como marca para una amplia gama de productos como jabones, productos de perfumería, dentífricos, bisutería, paraguas, baúles o fustas. En el recurso, la chocolatera alegaba mala fe al tratar de aprovecharse del renombre de una marca registrada por ella.

La EUIPO concluyó que Chocolates Lacasa solo utiliza la marca para productos de “confitería y bombones, en concreto cacahuetes recubiertos de chocolate”, por lo que no existía riesgo de relación entre las marcas, así como que no habría indicios de mala fe o aprovechamiento indebido del nombre del producto chocolatero, por lo que la empresa decidió elevar el caso a la Justicia europea.

En la sentencia de este miércoles, el Tribunal de la Unión Europea, con sede en Luxemburgo, ha dado la razón a la EUIPO, al no poder demostrar Chocolates Lacasa que esta se equivocara. Según la resolución, a falta de un vínculo entre ambas empresas, el uso de la marca para productos de droguería no puede dar lugar a un aprovechamiento indebido del carácter distintivo o del renombre de la marca anterior de Chocolates Lacasa, ni causar perjuicio.

El hecho de que los productos de ambas empresas puedan venderse “en los mismos establecimientos comerciales, como grandes almacenes o supermercados, no tiene especial importancia, pues no significa que los consumidores les atribuyan automáticamente el mismo origen”, añade el tribunal en un comunicado.

Ahora, la chocolatera tiene dos meses para presentar recurso de Casación.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_