_
_
_
_

Iberdrola pone en marcha el mayor parque eólico marino de Estados Unidos, con 806 MW de capacidad

El proyecto supone una inversión de 2.700 millones de euros, garantizados mediante contratos con las principales eléctricas locales

El parque eólico marino de Vineyard Wind, en una imagen facilitada por Avangrid.
El parque eólico marino de Vineyard Wind, en una imagen facilitada por Avangrid.
CINCO DÍAS

Iberdrola ha iniciado la puesta en marcha del parque eólico marino ‘Vineyard Wind I’, el primer proyecto a gran escala de esta tecnología en Estados Unidos, con 806 megavatios (MW) de capacidad, ha informado este jueves la compañía que preside Ignacio Sánchez Galán. En concreto, la instalación ha comenzado ya a suministrar energía verde a Massachusetts, estado al que abastecerá de electricidad eólica a más de 400.000 hogares, lo que supone más de la mitad de una ciudad como Boston o a toda la isla de Mallorca, ha destacado la compañía.

El proyecto, que espera tener cinco turbinas funcionando a pleno rendimiento en los primeros compases del año, ha contado con 3.000 millones de dólares de inversión (más de 2.700 millones de euros al cambio actual) garantizados mediante contratos con las tres principales empresas eléctricas del Estado. El parque comenzó su construcción en 2021 y estará en pleno funcionamiento este mismo año, evitando la emisión de más de 1,6 millones de toneladas de CO2 al año, el equivalente a retirar 325.000 vehículos de las carreteras. Cada una de las turbinas, cuyas piezas de transición han sido fabricadas por la asturiana Windar Renovables, permitirá proporcionar energía a más de 6.000 hogares y empresas.

Avangrid y el grupo inversor danés Copenhagen Infrastructure Partners (CIP), copropietario del proyecto, anunciaron el pasado mes de octubre que ‘Vineyard Wind 1′ había cerrado un paquete de capital fiscal por valor de 1.200 millones de dólares (unos 1.135 millones de euros), siendo éste el primero de su tipo para energía eólica marina a escala comercial con tres bancos con sede en Estados Unidos.

El anuncio llega pocos días después de que la energética ponga punto y final a los intentos de fusionar su filial estadounidense con PNM Resources, compañía afincada en Nuevo México y Texas. La decisión supone un giro estratégico para las operaciones de la compañía en Estados Unidos, a la vez que libera 11.000 millones contemplados para hacer frente a la transacción

Dentro de la cartera de renovables de Iberdrola, la energía eólica marina es una de las grandes apuestas de la compañía, con nuevas plataformas de crecimiento en Polonia, Suecia, Irlanda, Estados Unidos, Brasil, Filipinas y Japón, lo que le ha permitido contar actualmente con una cartera eólica marina superior a los 30 gigavatios (GW).

De este modo, la compañía tiene asegurado el cumplimiento de su plan a 2025, cuando alcanzará los 3.100 MW en operación. Entre los proyectos más destacados de la compañía, además de ‘Vineyard Wind I’, destacan en Reino Unido el complejo ‘East Anglia Hub’, que contiene tres proyectos con una capacidad instalada total de 2.900 MW, Saint-Brieuc, en Francia, o sus tres parques en aguas bálticas: Wikinger, Baltic Eagle

Los detalles detrás del parque

Formadas por una torre, tres palas y una góndola, cuentan con una capacidad nominal de 13 megavatios (MW), “lo que la convierte en la turbina más grande del mundo occidental”, según ha remarcado Iberdrola, que ha añadido que, con una sola rotación, esta turbina puede suministrar energía a un hogar de Massachusetts durante todo un día.

“Estamos entregando la primera energía eólica marina limpia a la red de Massachussets. Estamos en un momento decisivo para la acción climática en Estados Unidos y estamos viviendo un amanecer para la industria eólica marina del país. A medida que la capacidad de este proyecto histórico se vaya poniendo en marcha, seguiremos apoyando a todos los socios que han hecho posible este logro”, ha subrayado Pedro Azagra, consejero delegado de Avangrid, filial estadounidense de Iberdrola.

La empresa española Windar Renovables ha sido la encargada de fabricar las 62 cimentaciones de los aerogeneradores. El contrato, por un importe cercano a los 100 millones de euros, ha supuesto la creación de cercab 400 empleos en sus instalaciones de Asturias.

Por su parte, la italiana Prysmian Group se ha ocupado de la puesta en marcha del sistema de cable submarino que conecta el parque eólico marino con la red eléctrica continental de Estados Unidos. En total, se han requerido más de 134 kilómetros de cable eléctrico de corriente alterna de alto voltaje.

La empresa estadounidense Southwire, por su parte, se ha encargado del diseño, la fabricación y la instalación de los más de 51 kilómetros de cable de alta tensión terrestre.

En julio de 2023 se terminó la instalación de la subestación marina, que dará servicio a todo el proyecto de Vineyard Wind I. Es la primera subestación de este tipo instalada por Iberdrola en Estados Unidos y la sexta en el mundo, con un peso mayor a las 5.000 toneladas, lo cual la convierte en la más grande que ha instalado la compañía en su historia.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Más información

Archivado En

_
_