_
_
_
_
_
Restauración

Just Eat se dispara en Bolsa tras cerrar 2022 con ebitda positivo

La compañía de delivery registró un ebitda ajustado de 150 millones en el segundo semestre tras subir cuotas

Reuters
Javier García Ropero

Just Eat empieza a ver la luz tras un año de derrumbe bursátil, provocado por las dudas sobre su capacidad para hacer rentable el negocio de la entrega de comida a domicilio. La compañía de delivery repuntó este miercoles un 4,6% en Bolsa, en tanto que esa iincertidumbre comienza a disiparse, como muestran sus resultados del segundo semestre de 2022.

En esos seis últimos meses del ejercicio, Just Eat se apuntó un ebitda ajustado de 150 millones de euros, cifra que contrasta con el resultado negativo de 134 millones negativo que se apuntó en el primero. Un arreón final en la rentabilidad de sus operaciones impulsado, entre otras cosas, por la subidas en las comisiones cobradas a los restaurantes, y en las tarifas soportadas por los clientes, como los gastos de envío, además de mayores eficiencias en sus inversiones en márketing y en su operativa habitual, lo que le permitió elevar el valor medio de cada pedido.

Por tanto, a cierre de 2022 el grupo de delivery se apuntó un ebitda ajustado positivo de 16 millones de euros, frente a los 350 millones que perdió en 2021. La compañía no ha informado de su resultado neto, algo que hará en su presentación anua. Sí ha anunciado su previsión para 2023, ejercicio en el que espera alcanzar un ebitda ajustado de 225 millones, con un crecimiento más pronunciado en la segunda mitad del año.

Una senda hacia la rentabilidad que se produce pese a haber registrado una caída en los pedidos totales y en los ingresos generados por estos. Los primeros llegaron a 985 millones, un 9% menos que en el año anterior, con caídas en los cuatro segmentos geográficos en los que divide su negocio. Esta fue especialmente pronunciada en el de sur de Europa y Oceanía, donde está incluido el negocio español, con un retroceso cercano al 15%..

En cuanto al valor de esos pedidos, este llegó a los 28.220 millones, estable frente a 2022, aunque con una caída del 2% en el cuatro trimestre.

"Nuestro foco en la rentabilidad resultó en una mejora sustancial en el ebitda ajustado", ha valorado el consejero delegado de Just Eat, Jitse Groen. "Nuestra rentabilidad mejorada y nuestra sólida posición de capital fortalecen nuestro negocio para acometer un mayor crecimiento, y respaldan nuestra capacidad tanto para cumplir con nuestros objetivos de ebitda ajustado como para invertir en complementariedades de alimentación y no alimentación", ha añadido.

La compañía, por otra parte, ha reiterado su mensaje respecto a la venta de Grubhub, que puso en marcha en abril del año pasado, apenas uno después de completar su compra por más de 7.000 millones. Just Eeat insiste en que "continúa de forma activa explorando la venta total o parcial" de su filial estadounidense, aunque dice que "no hay ninguna certeza de que se vaya a llegar a un acuerdo ni el tiempo que tomará alcanzarlos".

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Javier García Ropero
Redactor de la sección de empresas, especializado en distribución, gran consumo y economía del deporte. Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid y Especialista en información económica de la UIMP. Desarrolla su carrera en CincoDías desde 2011 tras haber pasado por El Mundo y Vocento.

Archivado En

_
_