Telefónica y Amancio Ortega fusionan sus filiales conjuntas de telecos

Telxius Telecom absorberá Pontel Participaciones

La operación se cerrará cuando se ejecute la salida definitiva de KKR del capital

Amancio Ortega y José María Álvarez-Pallete.
Amancio Ortega y José María Álvarez-Pallete.

Telefónica y Pontegadea, la sociedad de inversión de Amancio Ortega, fundador de Inditex, han alcanzado un acuerdo para fusionar sus sociedades conjuntas en el ámbito de las infraestructuras de telecomunicaciones. De esta manera, Telxius Telecom absorberá Pontel Participaciones.

Según la compañía, el proyecto de fusión y la consumación y eficacia de la fusión quedan sujetos a la condición suspensiva consistente en que Telxius Telecom pase a estar participada íntegra y directamente al 100% por Pontel Participaciones antes del 31 de diciembre de 2022.

En este sentido, el pasado mes de febrero, Telefónica y Pontegadea anunciaron la adquisición del 40% del capital de Telxius Telecom que está en manos de KKR, incrementado así su participación hasta el 70% y el 30%, respectivamente. El cierre de esta transacción, valorada en 216 millones de euros, está aún está sujeto a la obtención de las correspondientes autorizaciones regulatorias y de competencia.

En este contexto, y con el objetivo de simplificar la estructura societaria, se anuncia el acuerdo para proceder a la fusión de Pontel Participaciones por parte de su filial Telxius Telecom, sujeto como condición previa a que se cierre la venta mencionada y, por tanto, que Telxius pase a estar participada íntegra y directamente al 100% por Pontel.

De esta forma, en el momento en que se produzca la fusión, tanto Telefónica como Pontegadea participarán en el capital de Telxius de forma directa en un 70% por Telefónica y en un 30% por Pontegadea.

Telefónica y Pontegadea se convirtieron en socios en el año 2018. La operadora vendió entonces el 9,99% de Telxius al vehículo inversor de Amancio Ortega por un importe total de 378,8 millones de euros.

En 2021, Telxius cerró la venta de sus torres de telecomunicaciones en Europa y Latinoamérica a American Tower por un total de 7.700 millones de euros. Con la transacción, Telefónica registró una plusvalía atribuible próxima a 3.500 millones, determinantes, junto con la fusión en Reino Unido de O2 y Virgin Media fueron, en su estrategia de reducción de deuda.

Pontegadea, por su parte, se anotó con la transacción de las torres unas plusvalías de alrededor de 331 millones de euros con respecto a su inversión inicial en la empresa de infraestructuras.

Negocio principal

Con la venta de las torres de telefonía móvil, Telxius, que está integrada en la división Infra, se quedó con los cables submarinos de telecomunicaciones de Telefónica como principal negocio.

En su último informe financiero, Telefónica destaca que, durante el tercer trimestre del año, Telxius mantuvo su fuerte tracción comercial con un crecimiento orgánico de los ingresos del 4,9% interanual (un 18,6% interanual reportado), que junto “con una buena gestión de costes y el cobro de una deuda vencida”, impulsan el crecimiento interanual del oibda en el trimestre un 28,9% orgánico y un 47,9% reportado.

En los nueve primeros meses de 2022, los ingresos crecieron un 1,1% interanual (10,9% reportado) y el oibda un 13,6% interanual (26,3% reportado).

Además, el ancho de banda (Gbps) provisionado para servicios de capacidad se incrementó un 46% interanual entre enero y septiembre, y el valor de los contratos firmados con terceros en el mismo periodo aumentó un 17% interanual, como resultado de la demanda incremental de los “hyperscalers” y los operadores de telecomunicaciones relevantes.

“El tráfico de Telxius creció un 16% interanual en el tercer trimestre (siete puntos porcentuales frente al segundo) pese al enorme crecimiento ya observado en años anteriores asociado a la pandemia”, destacó la operadora.

Alianza con Baleària para desarrollar el 5G en barcos

Telefónica y Baleària anunciaron ayer una alianza para desarrollar un proyecto de conectividad 5G en trayectos marítimos. En un primer paso, impulsarán una prueba piloto la aplicación de estas comunicaciones al barco Eleanor Roosevelt en su trayecto Denia-Ibiza. Ambos socios señalaron que esta iniciativa, una de las primeras del mundo, utiliza la solución 5G Ship to Shore que consiste en proporcionar 5G con antenas tanto en la costa como en los barcos que se encuentren navegando a una distancia de hasta 100 kilómetros de la orilla.

El objetivo es proporcionar una serie de servicios para el funcionamiento del barco como envío de datos, conectividad para las infraestructuras del barco, diagnóstico y telecontrol, con unas comunicaciones de baja latencia más eficientes que las soluciones satelitales actuales.

En este piloto Telefónica ha empleado una red 5G stand alone de última generación con una cobertura en la banda de 700 MHz para obtener el máximo alcance. La teleco ha habilitado una configuración específica de las antenas para comunicaciones de larga distancia llamada Extended Cell Range y que requiere de emplazamientos de antenas en alturas superiores a 150 metros sobre el nivel del mar para solventar la curvatura terrestre. Para maximizar el alcance, los barcos tienen antenas colocadas en la cubierta superior.

Normas
Entra en El País para participar