Pacto con UGT y CC OO

Inditex intenta aplacar la rebelión de sus dependientas con una mejora salarial

Acuerda con CC OO y UGT medidas como un incentivo a dependientas de toda España hasta los 1.000 euros, que se pagará en febrero

En el pacto no ha participado la CIG, sindicato mayoritario en Galicia

Inditex intenta aplacar la rebelión de sus dependientas con una mejora salarial

En medio de la rebelión de las dependientas de Inditex en A Coruña, con una huelga convocada para el próximo 25 de noviembre, el grupo textil ha cerrado un acuerdo de mejoras salariales para su personal de tiendas a nivel nacional con CC OO y UGT, con el objetivo de compensar el "impacto de la inflación" y revertir en la plantilla "parte de los beneficios". Fuera del acuerdo está la  Confederación Intersindical Gallega (CIG), sindicato mayoritario en los comités gallegos del gigante textil, y que es el convocante del paro.

Las medidas principales del acuerdo pasan, por un lado, por la recuperación de un incentivo anual para dependientas a nivel nacional. Este consistirá en un pago único de 1.000 euros el próximo mes de febrero, cifra que se reducirá a 600 euros para quienes tengan una jornada inferior a 24 horas semanales. Este pago está ligado al cumplimiento de ciertos ratios de venta en tienda, que según explican fuentes sindicales, cumple el 98% de la red de tiendas de Inditex en España. Esas mismas fuentes dicen que está pendiente de definir cómo articular subidas para las trabajadoras de los establecimientos que no cumplan dichos ratios.

De momento, ese incentivo solo está confirmado para 2023, aunque las partes han cerrado un compromiso de estudiarlo también para 2024.

En lo que concierne a las dependientas de la provincia de A Coruña, se incrementa el plus sede con las cantidades que propuso Inditex en la reunión que mantuvo el jueves por la mañana con los sindicatos, y que fueron rechazadas por la CIG. Es decir, el pago de 180 euros mensuales con efecto en 2022; 200 en 2023, y 240 en 2024. En cifras anualizadas, con 15 pagas, supone recibir 2.700 euros más en 2022, 3.000 en 2023 y 3.600 en 2024.

En paralelo, los sindicatos han abierto una negociación para establecer en todas las marcas de Inditex "un sistema de incentivos y comisiones más transparente, universal y equitativo, además de tener en consideración la omnicanalidad de ventas físicas y online".

El gigante textil también se compromete a "implicarse más en el desbloqueo y actualización salarial de los convenios autonómicos y provinciales", ya que  el 57% de los trabajadores de Inditex están actualmente en convenios sin renovar. En consecuencia, sus retribuciones están congeladas, "lo que necesariamente puede llevar a escenarios de conflicto en el mes de diciembre en esos ámbitos territoriales".

CIG mantiene la huelga y CGT se manifestará en Madrid

Descontento. La Confederación Intersindical Gallega (CIG), mantiene su llamada a la huelga para el próximo viernes 25 de noviembre, y amenaza con más movilizaciones, después del acuerdo firmado por la empresa con CC OO y UGT, pese a ser el sindicato mayoritario en Galicia. “El jueves estos sindicatos decían que no aceptaban la propuesta de Inditex en A Coruña, y ahora lo firman en Madrid sin consensuarlo con sus bases”, dice a este periódico Carmiña Naveiro, presidenta del comité de empresa de Zara en esta provincia. “No nos vale, es insuficiente y la huelga se mantiene. En diciembre nos plantearemos otra vez si convocamos otro paro”, añade. Por su parte, el sindicato CGT, mayoritario en Zara en Madrid, ha convocado una manifestación para este jueves 24 de noviembre.

Normas
Entra en El País para participar