Distribución

Las franquicias de Dia en España recuperan las ventas previas al colapso de 2018

En el primer semestre llegaron a 856 millones, dos más que entonces

Las franquicias de Dia en España recuperan las ventas previas al colapso de 2018

Las franquicias de Dia alcanzaron al cierre del primer semestre de este año unos ingresos totales de 856 millones de euros, como consta en su informe financiero intermedio. Mientras los de las tiendas propias cayeron, estas dieron un salto del 16% respecto al mismo periodo del año anterior, pero sobre todo, esa cifra supuso superar los 854 millones que generaron en el mismo periodo de 2018. Un año clave en la historia de la compañía, que aquel otoño sufrió un grave colapso financiero que de­sem­bocó, meses después, en la toma de control de Lette­rone y en una profunda reestructuración de la red, incluidos estos establecimientos.

Entre 2018 y 2020 los ingresos de las franquicias cayeron un 16%, y Dia acometió un proceso de cierres y conversiones. En dos años, 712 tiendas franquiciadas pasaron a ser propias en los cuatro mercados en los que operaba. En España, Dia pasó de tener 1.871 locales franquiciados al acabar 2018 a 1.477 al terminar 2020, un 21% menos. Entonces, la compañía alcanzó un "punto de inflexión", iniciando el proceso inverso: convertir tiendas propias a franquiciadas. En 2021 fueron 148 en España, a las que se sumaron 19 más en el primer semestre, ya con el nuevo modelo de franquicia operativo. Con estas incorporaciones, Dia tenía a 30 de junio 1.585 tiendas de este tipo, el 43% de la red española, porcentaje que sube al 46% si se restan las 235 tiendas propias que Dia ha vendido a Alcampo en agosto. Sus 856 millones facturados suponían el 41% de los ingresos en el país, por encima de la media del todos los mercados.

"No hay un objetivo concreto en la proporción de tiendas propias y franquicia", explican desde la empresa. "Buscamos un equilibrio que garantice la sostenibilidad y rentabilidad del negocio en el medio y largo plazo, tanto en las tiendas propias como franquiciadas . Las primeras son clave para el desarrollo del negocio, porque en ellas testamos los nuevos proyectos que más tarde trasladamos a la red de franquiciados", añaden fuentes de Dia.

Estas muestran su ambición de "seguir creciendo" en el número de franquiciados, "apoyados en emprendedores altamente cualificados y con ganas de gestionar una tienda Dia".

Una de las prioridades del equipo de gestión actual era el nuevo modelo de franquicia, con tres objetivos: que las tiendas estuviesen abastecidas, que mejorasen su tesorería y que la gestión diaria fuese más sencilla. "Hemos mejorado su rentabilidad, simplificado los costes, desarrollado incentivos orientados a la venta y puesto en marcha una escuela de franquicias", dicen en Dia, donde detallan que el 25% de los franquiciados tiene más de un establecimiento.

La empresa atribuye el crecimiento de ventas del primer semestre en los franquiciados, además de al mayor número de locales, a la nueva propuesta comercial, con la reforma de las tiendas. Esta es sufragada por Dia con "una serie de garantías a las que el franquiciado se compromete a través de su contrato de gestión".

Mismo proceso de reestructuración en Brasil

Dia acomete en Brasil un proceso parecido al que ha acometido en España con su red de tiendas franquiciadas. En 2018 contaba allí con un total de 1.172 tiendas, de las que 686 eran franquiciadas. A cierre del primer semestre de 2022, su red en ese mercado se había reducido a 616, de las que 210 eran franquicias. El saneamiento en ese mercado ha sido especialmente intenso, ya que un buen número de los establecimientos que Dia tenía allí no cumplía con unos requisitos mínimos de rentabilidad ni, en consecuencia, de calidad de servicio. En sus otros dos mercados, Portugal y Argentina, la franquicia es mayoritaria. En el primer caso suponen el 59% de la red, y en el segundo, el 72%.

Normas
Entra en El País para participar