Fondos todoterreno para ganar cuando todos pierden

Varios gestores españoles han conseguido jugosas rentabilidades en un año de caídas generalizadas

Fondos todoterreno para ganar cuando todos pierden

Los mercados financieros han vivido uno de los peores arranques de año en muchas décadas. La inflación desbocada y la guerra de Ucrania han sido una combinación letal para la mayoría de activos invertibles. Entre enero y julio, los dueños de fondos españoles han perdido de media un 6,1%. La purga ha afectado mucho a la Bolsa, pero sobre todo al mercado de bonos, que ha registrado el peor arranque de ejercicio de su historia. El tono del mercado ha mejorado en el último mes, pero será muy difícil remontar la pérdida acumulada.

Pese a todo, en medio de la extrema incertidumbre, un puñado de gestores de fondos han conseguido sacar la cabeza, obteniendo en algunos casos rentabilidades estratosféricas para sus partícipes. ¿Cómo lo han logrado en un mercado que ha llegado a estar casi en caída libre? La mayoría de estos inversores lo ha hecho nadando a contracorriente, apostando por sectores y compañías que el mercado despreciaba. También utilizando todo tipo de coberturas, derivados financieros y estrategias alternativas.

El mejor ejemplo de esta capacidad de adaptación es Luis Bononato, gestor del Global Allocation, de Renta 4. Este fondo lleva en el año una desmesurada rentabilidad del 45%. Y no es flor de un día. En un plazo de tres años los dueños del fondo han obtenido una rentabilidad media anual de casi el 27%. Y a 10 años alcanzan casi un 17% anual.

Este buen comportamiento del fondo lo sitúa, según la consultora especializada VDOS, como el fondo más rentable a un año, tres años y diez años de todos los registrados para su comercialización en España y entre los diez mejores fondos de inversión del mundo a uno y tres años.

Cómo lo ha conseguido el gestor no es nada obvio. Entre las estrategias implementadas, hay algunas que juegan con tomar posiciones largas y cortas (que apuestan por la caída de un valor) sobre distintos índices y momentos, o coberturas de los swaptions (un tipo de derivado financiero muy sofisticado) con futuros. Y también algo de oro.

Otros gestores de Bolsa, como el equipo de Azvalor, destacan con estrategias más clásicas, comprando buenas compañías infravaloradas. Y Diego Parrilla, con su fondo Quadriga Igneos, lo ha hecho con una combinación de inversión en metales preciosos y en deuda pública de Estados Unidos, en una estrategia denominada específicamente “antiburbujas” o “anticrisis”.

Quienes lo han tenido especialmente difícil para lograr retornos positivos han sido los gestores de fondos de renta fija. Una de las fórmulas que ha funcionado en estos casos es la llamada estrategia barbell (mancuernas, en inglés. Esta consiste en destinar las carteras a estrategias extremas. Por ejemplo, el fondo Azvalor Capital está invertido fundamentalmente en renta fija española y alemana a muy corto plazo, combinado con un 10% de Bolsa, para añadir picante en el otro extremo de la mancuerna. Como las elecciones de renta variable de los gestores han funcionado bien, han permitido compensar la corrección en la parte de bonos a corto plazo, y el fondo sube en el año un 3,2%.

En el caso de los fondos mixtos, sus gestores también han tenido que buscar estrategias muy imaginativas para salir adelante. Es el caso de Jorge Ufano, gestor del fondo GPM Alcyon, que tiene en la parte de Bolsa una estrategia cuantitativa que combina acciones de tipo value, growth y de tipo momentum. Esta combinación, unida con estrategias que varían el peso según la época del año, y estrategias a corto plazo para aprovechar la volatilidad, ha llevado al fondo a rentar un 5% en lo que va de año.

Al margen de los fondos convencionales, los asesores también han empezado a incluir en las carteras de sus clientes fondos alternativos para mitigar la volatilidad. Aitor Jauregui, jefe de BlackRock en España y Portugal, calcula que en cinco años tendrán un peso del 10% en las carteras. “Los fondos de crédito privado e infraestructuras funcionan muy bien en este contexto de inflación y subidas de tipos”, apunta.

Normas
Entra en El País para participar