La energía dispara el déficit comercial a niveles de la Gran Recesión

Las importaciones de petróleo, gas y carbón subieron un 140% anual. La automoción se desploma al quinto puesto entre los exportadores.

Xiana Méndez, secretaria de Estado de Comercio.
Xiana Méndez, secretaria de Estado de Comercio.

El sector exterior en España vive envuelto en una contradicción creciente. Las cifras de exportación de bienes a otros países llevan superando los máximos de la serie histórica, iniciada en 1995, desde que arrancó 2022. En el acumulado entre enero y mayo, las ventas se dispararon un 24,4% hasta rozar los 156.000 millones de euros, lo que supuso un nuevo récord. Un hito que al igual que en los anteriores meses ha quedado deslucido por el imparable incremento del precio de las materias primas energéticas, lo que ha disparado el coste de las importaciones hasta niveles de la Gran Recesión.

En los cinco primeros meses del año, las compras de productos energéticos (petróleo, gas y carbón) subieron un 140% anual hasta los 35.481 millones de euros, lo que supone la cifra más alta desde 1995. En este avance sin precedentes de las compras ha tenido un peso determinante el precio de las materias y no tanto el volumen de importaciones, muy similar al del anterior ejercicio.

El mayor incremento de las compras de bienes frente a las ventas han provocado un deterioro sin precedentes del déficit comercial, que mide la diferencia negativa entre lo que exporta y lo que importa España a otros países. Entre enero y mayo, el déficit comercial se multiplicó por 6,5 veces respecto a lo registrado en 2021 hasta los 26.569 millones de euros. Se trata del nivel más alto desde 2008, fecha en la que se produjo la Gran Recesión, en la que llegó a 42.630 millones de euros.

La secretaria de Estado de Comercio, Xiana Méndez, quiso ver la botella medio llena en el análisis de los cinco primeros meses. “El comercio de bienes sigue mostrando gran dinamismo en los cinco primeros meses de 2022. Siguen creciendo las exportaciones e importaciones a buen ritmo a pesar del complejo contexto internacional”, recalcó en un comunicado. En su opinión, el encarecimiento de los productos por el alza de la energía sigue siendo la principal causa del aumento del déficit comercial motivado por un entorno global menos favorable. “No obstante, si descontamos los aumentos de precios, la evolución en volumen de las exportaciones e importaciones es también muy favorable”, añadió.

En el análisis por sectores, la exportación de bienes muestra el fuerte dinamismo en las ventas de la industria química, que se situó como la primera, superando a los alimentos, con una facturación de 29.314 millones de euros, lo que supuso un alza del 46% anual, impulsada por el alza de las compras de medicamentos, en gran medida popr la nueva situación sanitaria derivada de la pandemia, y el fuerte incremento de precios de gran parte de las materias primas que produce, como abonos, fertilizantes, productos químicos, colorantes o aceites esenciales. De esa tendencia al alza de las materias primas también se ha visto beneficiado el sector de semimanufacturas no químicas, que se aupa a la cuarta posición del ranking, con unas exportaciones de 18.408 millones de euros y un alza anual del 33,9%. Entre los productos más vendidos se encuentran hierro, acero, metales no ferrosos y papel.

En el otro lado aparece la automoción, el más lastrado por la falta de suministro de microchips, el alza de los precios de la energía y el frenazo económico derivado de la invasión de Rusia en Ucrania. Las exportaciones de coches, motocicletas y componentes de automoción acumularon un descenso del 1,7% anual en los primeros cinco meses del año, convirtiéndose en la única actividad que analiza la Secretaría de Estado de Comercio que retrocedió y quedando relegado al quinto puesto entre los sectores exportadores.

Cambios entre los vendedores de petróleo y gas

EE UU y Argelia. El conflicto diplomático con Argelia, el principal suministrador de gas, ha llevado a España a buscar nuevos proveedores de energía. El informe del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo revela que el gran beneficiado ha sido EE UU, que ha sido determinante en al menos la mitad del crecimiento experimentado por las importaciones energéticas hasta mayo.

Exportadores. Los datos de exportadores regulares hasta mayo revelan un total de 69.269 empresas que vendieron más de 1.000 euros, un 1,6% más que en el mismo periodo del año anterior. De ellos, habían exportado 50.000 o más euros en el acumulado del año un total de 32.440 exportadores, un 6,8% más que en el mismo periodo de 2021, que exportaron por valor de 155.549,5 millones.

Normas
Entra en El País para participar