Industria farmacéutica

Uriach busca compras corporativas para alcanzar los 500 millones de ventas en 2025

Ingresó el pasado año 303 millones, lo que supone un 26% más

Oriol Segarra, CEO de Uriach.
Oriol Segarra, CEO de Uriach.

La farmacéutica Uriach ingresó el pasado año 303 millones de euros, lo que supone un 26% más que en 2020, cuando facturó 240 millones, y ha completado la compra de Medimow, su distribuidor en Rumanía, que ahora pasará a ser su filial en ese país.

Uriach ha dado a conocer este miércoles sus resultados de 2021, un año marcado por la compra de la alemana Sidroga, pero sobre todo por la decisión de esta compañía catalana de vender sus dos plantas en España, su negocio de genéricos, de nuevas moléculas y de fabricación para terceros a la firma de capital riesgo española MCH con el fin de volcarse en el negocio de medicamentos de venta libre.

El consejero delegado de Uriach, Oriol Segarra, ha explicado que si se tiene en cuenta solo la facturación aportada por el único negocio que ahora tiene la compañía, el de productos de autocuidado de la salud -natural consumer healthcare- los ingresos fueron de 235 millones en 2021, un 42 % más que lo que aportó ese negocio en 2020, gracias principalmente a la compra de la compañía Sidroga, presente en Alemania, Suiza y Austria.

Con todo, Segarra ha recordado que Sidroga factura unos 50 millones al año, por lo que ha añadido: "Sin el efecto de Sidroga habríamos crecido ya a doble dígito en 2021".

Al igual que el año pasado, Segarra ha ratificado que Uriach aspira a facturar unos 450 o 500 millones de euros en el año 2025, y quiere lograrlo creciendo tanto de forma orgánica como inorgánica.

En este sentido, ha dado por supuesto que para alcanzar los 500 millones en ingresos en 2025 hará falta afrontar "alguna operación corporativa más grande" en los próximos años que la sellada hace algunas semanas en Rumanía para hacerse con el control total de Medimow, recoge Efe.

Esta empresa rumana comercializa complementos alimentarios para ginecología y pediatría, entre otras especialidades, y era la distribuidora de Uriach en el país desde 2018.

Medimow obtuvo unos ingresos de 2,1 millones en 2021 y Uriach quiere que esta filial aporte entre 7 y 10 millones en 2025.

Segarra ha explicado que en Grecia también existe una joint venture (empresa conjunta) con otra empresa local para distribuir los productos de Uriach en ese país, pero que no hay prevista una operación similar a la de Rumanía.

Sin embargo, Segarra sí ha admitido que Uriach tiene mucho interés en entrar en Francia, un gran mercado europeo en el que todavía no está, aunque a la compañía también le gustaría estar presente en los países nórdicos, en algún otro país de Europa del Este o bien reforzarse en las plazas donde ya está presente.

Uriach, una de las históricas farmacéuticas catalanas, es propiedad de la quinta generación de la familia homónima, y no tiene previsto ni dar entrada en el capital a otros inversores ni tampoco salir a bolsa, ha dejado claro el consejero delegado.

Si tuviera que afrontar alguna gran operación corporativa en los próximos años, ha recordado que su nivel de deuda no es relevante, aunque una parte de la operación se tendría que financiar.

Normas
Entra en El País para participar