Distribución

El Corte Inglés recompra la mitad de la participación del accionista catarí por casi 400 millones

El jeque Al Thani, a través de Primefin, tenía hasta ahora cerca del 11% del grupo

El jeque catarí Hamad Bin Jassim Bin Jaber Al Thani, accionista de El Corte Inglés
El jeque catarí Hamad Bin Jassim Bin Jaber Al Thani, accionista de El Corte Inglés

El Corte Inglés ha anunciado un acuerdo con Primefin, la sociedad del accionista catarí Al Thani, para adquirirle la mitad de su participación en el capital de la compañía, que hasta ahora era del 11,07%. La operación valora el 100% del grupo de distribución en 7.000 millones de euros, por lo que el importe que paga por ese 5,53% del capital se acerca a los 390 millones de euros.

Según detalla El Corte Inglés, el acuerdo se ha cerrado esta misma mañana. El importe de la transacción se realiza con recursos propios y sin incrementar la deuda, y el 5,53% adquirido irá destinado a reforzar su autocartera. La valoración de 7.000 millones está en línea con las operaciones realizadas con sus acciones propias en los últimos tiempos, como la entrada de Mutua Madrileña en su capital, aunque por debajo de los 10.000 bajo los que Primefin entró en el grupo en 2015, en tanto que el préstamo participativo que conceció al grupo entonces por 1.000 millones se convirtieron a los tres años en un 10% del capital.

"La recompra de las acciones de Primefin, provenientes del préstamo realizado en el pasado, se enmarca dentro de la optimización financiera de la compañía", explica El Corte Inglés en un comunicado.

Primefin era hasta hoy el tercer accionista más relevante de la empresa que preside Marta Álvarez, solo superado por la Fundación Ramón Areces y por Cartera de Valores IASA. Con su desinversión parcial, ese puesto queda ahora ocupado por Ceslar, que tiene un 9,64% tras la última reducción de capital que acometió el grupo. Además, Primefin también sale del consejo de administración, cuyo asiento estaba ocupado como representante por Shahzad Shahbaz.

El folleto de la emisión de bonos por 600 millones que El Corte Inglés lanzó en septiembre de 2018 reveló una cláusula por la que Al Thani podía exigir a una salida del capital a los 10 años desde la firma del mencionado préstamo participativo de 1.000 millones con el que entró en la compañía, lo que abría la ventana de salida en julio de 2025. Según lo acordado, si el inversor activaba el botón de salida, El Corte Inglés se comprometía a recomprar las acciones. La operación anunciada hoy anticipa los tiempos, aunque la salida no es completa y Al Thani continuará figurando en el capital de la compañía.

El acuerdo original también se incluía que el grupo de distribución abordara un proceso de salida a Bolsa, a través del cual Al Thani pudiera recuperar su inversión. Sin embargo, este nunca se llevó a cabo. Con los divindendos obtenidos desde su entrada en el capital, apenas recuperó 20 millones de su inversión.

El acuerdo contemplaba la posibilidad de sumar otro 2,25% adicional, pero en 2018 renunció a ello a cambio de recibir 225 millones en efectivo por los intereses del préstamo. La participación total podría haber llegado hasta un 15,25%, si se hubiesen cumplido todos los objetivos de negocio que se marcaron en el acuerdo, pero solo creció hasta el 10,33%. A principios de este año, ese porcentaje se elevó al 11,07% después de que El Corte Inglés amortizara su autocartera.

Valoración

Como publicó CincoDías en abril, Primefin redujo en 2020 el valor de sus acciones en el grupo de distribución en 15%, debido al impacto que la pandemia tuvo en el negocio de la compañía.. En sus cuentas de ese ejercicio, ya mostraba su temor a que la cantidad recuperable de su inversión se viese "significativamente impactada".

En 2020, Primefin registró una pérdida neta de 144 millones de euros, casi seis veces superior a la del año anterior. Los resultados anuales que presenta esta sociedad depende de la valoración que cada año daba a sus acciones en El Corte Inglés.

En el año de la pandemia, las medidas de confinamiento o las restricciones a la movilidad "provocaron el cierre temporal de todos los establecimientos comerciales, salvo los de alimentación, y los locales de la agencia de viajes y la aseguradora", describía la sociedad del accionista cataría. Una situación que gradualmente se recuperó durante el año, pero "en la segunda mitad de 2020 e inicios de 2021 volvieron unas severas restricciones en las aperturas comerciales".

Por todo ello, y por "el desempeño de El Corte Inglés", el equipo de gestión de Primevin "espera que ciertos activos, como equipamientos, inmuebles, créditos fiscales o inventarios estén significativamente impactados junto a la necesidad de reconocer provisiones u otros pasivos", y también que "la cantidad recupereable de su inversión pueda verse significativamente impactada".

Normas
Entra en El País para participar