Port Aventura prevé superar este año los ingresos y el ebitda logrados en 2019

Augura cerrar 2022 con 5,3 millones de visitantes, por encima de los niveles precrisis. El parque ya volvió a tener beneficios en 2021

David García, director general de Port Aventura World
David García, director general de Port Aventura World

La recuperación del turismo y de la conectividad aérea ha devuelto el optimismo a Port Aventura. Tras cerrar el primer año de la pandemia con unas pérdidas de 43 millones de euros, el segundo volvió a beneficio y en 2022 prevé superar los 103 millones de ebitda y los 241 millones de facturación logrados antes de la crisis sanitaria del coronavirus.

David García, director general de Port Aventura World, recalca que las previsiones para este ejercicio se han visto superadas desde que volvió a abrir sus puertas el pasado ocho de abril, fecha en la que incorporó a toda su plantilla (2.000 trabajadores). “Vamos a cerrar este mes cinco o seis puntos por encima de lo que hicimos en el mismo mes de 2019”, recalca en una entrevista con Cinco Días, en la que resalta el fuerte peso que aún conserva el turismo nacional. “El mercado español está aguantando mejor de lo que creíamos y puede cerrar el año creciendo a doble dígito tras un excelente 2021. Pensábamos que los españoles empezarían a viajar al extranjero con el fin de las restricciones y la recuperación de la conectividad, pero por ahora siguen haciéndolo en España".

El turismo nacional sigue al alza y ya supone un 60% de los clientes

El objetivo que se ha marcado la compañía es cerrar este año con 5,3 millones de visitantes, por encima de los 5,1 millones de 2019. Y para que se cumpla esa meta es fundamental el turismo nacional, que representa en la actualidad el 60% del total de las visitas. “La mitad procede de Cataluña y la otra mitad del resto de autonomías, en las que ha tenido un crecimiento muy importante el área de Valencia y Aragón”. El director general de negocio destaca especialmente el repunte del segmento de grupos y escuelas, con un alza en abril del 20% respecto a 2019. “Colegios, institutos y universidades llevan dos años sin viajar y se nota que lo quieren retomar con fuerza por las reservas previstas para mayo y junio”.

El 40% restante de los clientes de Port Aventura son extranjeros, en los que Francia y Reino Unido son los principales emisores. “Ambos están ya por encima de los niveles precrisis”. El auge de esos dos mercados servirá, según García, para compensar la desaparición de los mercados ruso y ucraniano, que suponían el 4% de las visitas. Antes de la pandemia, España recibía en torno a 1,3 millones de viajeros rusos, de los que casi un millón se concentraba en la zona de la Costa Dorada.

Acuerdo con La Liga

A largo plazo, García destaca el impulso que le va a proporcionar a Port Aventura el acuerdo suscrito con La Liga, cuyo primer hito fue la apertura el pasado mes de diciembre de ‘TwentyNine´s’, el primer restaurante temático de una competición de futbol en el mundo, realizado junto a Kosmos, la empresa fundada por el jugador el Barcelona Gerard Piqué. “Hemos invertido cuatro millones en el restaurante y otros dos millones en la aplicación de realidad aumentada en la primera fase”. La segunda se activaría a partir de 2023 y consistiría en hacer una atracción ligada a La Liga y la tercera, a la espera de ver si se consolida la segunda, sería contar con una zona específica en el parque. “Tenemos una muy buena relación con La Liga. Hay 20 millones de fans de fútbol en España, lo que representa un negocio muy importante a explotar”.

El viajero de Rusia y Ucrania será sustituido por el empuje de Francia y Reino Unido

Port Aventura también quiere impulsar el negocio hotelero. En la actualidad cuenta con cinco hoteles temáticos de cuatro estrellas y un hotel de cinco estrellas (PortAventura Hotels), que suman 2.500 habitaciones. “La apuesta es complementar la oferta en entretenimiento con hospitality. Tenemos planes para seguir creciendo, aunque la velocidad dependerá en gran medida si sale adelante el proyecto de Hard Rock en la zona”. El proyecto preveía levantar un macrocomplejo con un casino, varios hoteles y salas de apuesta en una parcela aledaña a Port Aventura. Hard Rock se había comprometido a invertir 600 millones en el complejo, siempre que tuviera manos libres para operar. Algo que parece dificil ahora por la disputa entre los municipios de Vila-Seca y Salou y las demandas de varias organizaciones medioambientales. “Si sale adelante el macroproyecto haremos un hotel de 500 habitaciones; si no haremos otro establecimiento más pequeño”.

Normas
Entra en El País para participar