Mercados

Didi cae un 22% pendiente de su exclusión de la Bolsa de Nueva York

Cierra el cuarto trimestre con unas pérdidas de 55,7 millones de euros

Didi cae un 22% pendiente de su exclusión de la Bolsa de Nueva York
REUTERS

La andadura de Didi en la Bolsa de Nueva York tiene los días contados. El gigante de los viajes compartidos, conocido popularmente como el Uber chino, comenzó la sesión con caída del 21,8% después de conocerse que prepara su salida del mercado estadounidense. La compañía celebrará una junta de accionistas extraordinaria el próximo 23 de mayo en la que abordará este tema así como las preocupaciones sobre confidencialidad y el manejo de los datos en el extranjero. "Aunque los inversores sabían muy bien que Didi tenía la intención de salir del mercado estadounidense, la forma de hacerlo ha sorprendido al mercado", señala a Bloomberg Gary Dugan, director ejecutivo de Gobal CIO Office.

En paralelo, Didi ha informado de unas pérdidas netas de 383 millones de yuanes (unos 55,7 millones de euros), un 95% más que un año antes. Los ingresos bajaron un 13%, hasta los 40.780 millones de yuanes (5.931 millones de euros).

Desde su puesta de largo en el mercado estadounidense, la polémica ha rodeado a la compañía. Días después de su salida a Bolsa en junio de 2021, Pekín lanzó una investigación de ciberseguridad y obligó a sus servicios a abandonar las aplicaciones nacionales. Poco después se conoció que la agencia china de seguridad de datos había solicitado a los ejecutivos de la compañía el diseño de un plan para salir de la Bolsa estadounidense debido a la preocupación de que se pudieran filtrar datos confidenciales.

A finales de 2021 Didi anunció sus planes de retirarse de la Bolsa de Nueva York y preparar una nueva oferta de acciones en el parqué de Hong Kong tras meses de tensiones con las autoridades chinas. En marzo la compañía suspendió los trabajos para su debut y según el comunicado publicado el sábado no prevé vender acciones en otros mercados antes de dar por cerrado su periplo en EE UU.

Hace dos semanas, el regulador del mercado bursátil chino anunció su propuesta de revisar las reglas de confidencialidad que afectan a las compañías que cotizan fuera del país, con lo que se elimina una crucial barrera de información que ha impedido hasta ahora al regulador estadounidense el acceso a los datos. La posible falta de transparencia de las compañías chinas listadas en EE UU ha sido motivo de inquietud para los inversores y la mejoría en el acceso a la información financiera es un importante respaldo para las cotizaciones.

Normas
Entra en El País para participar