Covid-19

El negocio de las vacunas cede en 2022 por la menor demanda de dosis de refuerzo

Los grandes fabricantes facturarán 64.200 millones en el año. Se trata de una rebaja del 20% en las previsiones por la menor tasa de vacunación

Vacunas Pulsar sobre el gráfico para ampliar

Las previsiones de ventas de vacunas del Covid-19 de los grandes laboratorios en 2022 son menores de las esperadas. La consultora Airfinity –referencia para el sector– acaba de rebajar su estimación de negocio de Pfizer/BioNTech, Moderna, AstraZeneca, Janssen y Novavax. Si a inicio de año el cálculo indicaba una facturación conjunta de 75.000 millones de euros, ayer la firma la recortó un 20%, hasta los 64.200 millones, por lo que espera que la demanda se quede de forma pareja a la del pasado año, el primero con este tipo de producto y que se administró de forma masiva en países ricos y de rentas medias.

La diferencia se debe a que Airfinity ha detectado una menor demanda de lo esperado en pinchazos de refuerzo para este producto que ha inmunizado a cientos de millones de personas. Matt Linley, director de análisis de la firma, indica que el mercado ha pasado de una alta demanda y un suministro limitado a una menor demanda, con más opciones y renuencia de las poblaciones a recibir más inyecciones.

“Actualmente, el mundo cuenta con existencias de 2.300 millones de dosis de vacunas en espera de ser utilizadas”, explica, mientras muchos países de ingresos bajos y medios luchan por esos suministros. “Dado que las variantes de ómicron causan una enfermedad menos grave, las personas no tienen apetito por más dosis”, explica Linley, quien detalla que los datos de los programas de tercera y cuarta dosis en Israel y Chile muestran que la absorción disminuyó en un 25% para el refuerzo y en un 50% para el cuarto pinchazo, algo que “probablemente se replicará en otros países”.

Pfizer y su socio BioNTech controlará el 58% del mercado de 2022 (ver gráfico), con una previsión de ventas en el primer trimestre de 11.205 millones y de 33.430 millones en el año completo. Le seguirá Moderna con un 30% de cuota y 17.175 millones a final del ejercicio. Menos relevantes serán las ventas de AstraZeneca (5% de cuota), Janssen (5%) y Novavax (2%).

Las tasas de vacunación han caído en todo el mundo, según esta consultora, y la demanda de vacunas llegará a 6.000 millones de dosis (niveles similares al pasado año) y a entre 2.000 y 4.000 millones en 2023.

Normas
Entra en El País para participar