Alimentación

El gran consumo mantuvo en 2021 las ventas de 2020 por las subidas de precios

La comercialización de productos de alimentación, bebidas y cuidado personal alcanzó los 95.000 millones, todavía en niveles muy superiores a los previos a la pandemia

El gran consumo mantuvo en 2021 las ventas de 2020 por las subidas de precios

El sector del gran consumo cerró 2021 con unos ingresos de 95.000 millones de euros, la misma cantidad que en 2020, un año que fue de récord por el incremento en el consumo doméstico ligado a los confinamientos provocados por la pandemia, según los datos publicados este jueves por Nielsen IQ.

Pese a que 2021 se desarrolló bajo un menor nivel de restricciones, y con una hostelería que fue recuperando una relativa normalidad, las ventas de productos de alimentación, bebidas o cuidado personal en  el canal distribución continuaron por encima de los niveles de 2019 en más de un 6%. Eso sí, por motivos diferentes a los de 2020.

Si ese año la alta demanda provocó que las ventas se disparasen tanto en valor como en volumen, en 2021 la inflación ha jugado un papel decisivo. El pasado año, las ventas en volumen decrecieron un 3% respecto a 2021, pero el valor se mantuvo en esos 95.000 millones por incremento de los previos que Nielsen cifra en un 2,8%. "Es verdad que el mercado de gran consumo ha estado más contenido. Pero en la mayoría de categorías se ha visto un crecimiento del valor por el efecto precios", ha explicado Alberto Iglesias, de Nielsen IQ. El informe de la consultora indica que los productos envasados sufrieron un incremento de los precios del 3,4%. Esto hizo que, pese a reducir un 3% las ventas en volumen, subieran un 0,4% en valor. Los frescos sufrieron una subida de precios del 1,6%, con una caída de ventas del 2,7% en volumen y del 1,2% en valor.

Las categorías que más han visto incrementados sus precios han sido el aceite, con un 27,5%; las pastas, un 19,4%; el pescado, también un 19,4%, o las bebidas refrescantes y las frutas, con un 10,9% cada una. Otras como los congelados de pescado y verduras, o los artículos de limpieza para el hogar, se abarataron.

Según el análisis de Nielsen IQ, la percepción de subidas de precios por parte de los consumidores ha crecido en los últimos seis meses, y ha sido más efectiva a partir de diciembre, justo en plena campaña de navidad. "Hasta noviembre, el mercado estaba contenido y los distribuidores no lo habían pasado a consumidores, pero en diciembre ya sí lo han hecho en algunas categorías y productos concretos. Esperamos en el primer trimestre que haya una gran variación de precios", ha explicado la directora general de Nielsen IQ para el sur de Europa, Patricia Daimiel.

La consultora maneja tres escenarios para el sector del gran consumo en 2022. Si el escenario de alta inflación se mantiene, el crecimiento de las ventas será del 2%. Si se modera a niveles medios, el incremento será del 0,7%. Y para uno de baja inflación, se produciría una contracción del 0,5%.

Normas
Entra en El País para participar