Bolsa

Credit Suisse ve opciones para Santander en la puja por el negocio de Citi en México

Junto a Citi cree que la entidad debería ampliar capital para acometer la operación

Sucursal de Banco Santander.
Sucursal de Banco Santander.

Credit Suisse se decanta por Santander frente a BBVA entre los posibles candidatos para hacerse con el negocio de consumo y pymes de Citi en México que ha sido puesto a la venta. Los analistas de la entidad han analizado el potencial de ambas entidades ante dicha adquisición y creen que en el caso de que BBVA cerrara la operación lograría una cuota de mercado combinada del 34% en préstamos, muy superior a la del resto del sector en el país, lo que implicaría problemas regulatorios, mientras que Santander alcanzaría una cuota de mercado del 23% acercándose a la que ya controla BBVA.

La firma de análisis cree que una opción para BBVA sería adquirir carteras específicas, pero considera que dado el elevado interés por la división de Citi esta opción es improbable.

Sin embargo, si el escogido por Citi fuera Santander, las posibles sinergias impulsarían la rentabilidad de Santander en México al optimizar sus costes de financiación. 

Eso sí, desde Credit Suisse creen que tanto BBVA como Santander deberían ampliar capital para ejecutar la operación, de unos 4.000 millones de dólares, 3.500 millones de euros (pero que otros expertos elevan hasta los 15.000 millones de euros). Los analistas de Citi también creen que Santander debería ampliar capital. La entidad presidida por Ana Botín tiene como objetivo mantener su ratio fully loaded entre el 11,5% y 12%. Ratio que a cierre de septiembre se situaba en el 11,85%.

Más allá de estas opciones, el negocio de Citi en México también podría generar interés de bancos como Grupo Financiero Banorte SAB de CV y Bank of Nova Scotia, según Bloomberg. Asimismo, el dueño de Banco Azteca y TvAzteca, Ricardo Salinas Pliego, también ha mostrado su interés por adquirir Banamex y su cartera de más de 20 millones de clientes y más de 1.300 sucursales.

 Más allá de esta posible operación, los analistas de Credit Suisse sitúan en neutral su consejo para ambas entidades. En el caso de BBVA fijan un precio objetivo de 5,2 euros por acción, por debajo de los 5,8 a los que cotiza. Han optado por recortar un 3% su estimación de ingresos para el ejercicio 2021 por el aumento de costes derivado del alza de la inflación y el deterioro de las previsiones económicas en Turquía. Creen que la entidad se enfrenta a vientos de cola, no descritos en el plan estratégico presentado a finales del año pasado, como una ralentización de los ingresos en México y "la continua incertidumbre sobre las fluctuaciones del tipo de cambio en Turquía, ya que el grupo comienza a aumentar su dependencia de esta geografía" con la compra del porcentaje que aún no tenía en Garanti.

Sobre Santander, los expertos de Credit Suisse han rebajado sus estimaciones de ingresos para 2021 un 2% ante la ralentización de la recuperación, lo que podría derivar en unas provisiones más elevadas en España, Brasil y Chile. Se mantienen a la espera de que el banco materialice algunos saneamientos en el cuarto trimestre de 2021 y ha elevado sus estimaciones para 2022 y 2023 en un 1%. Fija un precio objetivo para Santander del 3,3%.

Normas
Entra en El País para participar