Capital riesgo

El productor de la 'leche' de soja de Mercadona busca comprador

La empresa, donde Alantra controla un 60%, ha contratado a Houlihan Lokey para la operación

El productor de la 'leche' de soja de Mercadona busca comprador

Las bebidas vegetales y el tofu están de moda también entre los inversores. Frías Nutrición –el fabricante de la leche de soja, avellana o avena que vende Mercadona– explora su venta para dar el salto internacional, según indican fuentes de mercado.

La empresa burgalesa ha contratado a Houlihan Lokey para la búsqueda de un socio que apoye este crecimiento internacional. El fondo español Alantra tomó en 2019 el 60% de la compañía, mientras que la familia fundadora, que creó la compañía en 1919, retiene el otro 40%. En este tiempo, la empresa ha disparado su negocio al ritmo en el que los alimentos vegetales se ponían de moda. Los ingresos han pasado de 60 millones de euros en 2018 a casi 70 millones en 2020, un 12% más que la cifra registrada en 2019.

Por el momento, todas las alternativas están sobre la mesa. Desde que un nuevo inversor sustituya a Alantra, hasta una ampliación de capital que mantenga una participación del fondo español y de los fundadores, pero que suponga la entrada de capital nuevo para potenciar el crecimiento de la compañía. Se explora tanto una operación con un competidor industrial como con un gran fondo de capital riesgo extranjero para dar este salto internacional. Las fuentes consultadas indican que la operación está aún en una fase embrionaria.

Negocio

La compañía es productor tanto de bebidas vegetales (de soja, avena y avellana), como de postres también de origen vegetal, entre los que se encuentran flanes y natillas de avena y soja, o tofu. Según las cuentas de 2020 de Frías Nutrición, de los 70 millones que la compañía facturó en ese ejercicio más del 90% procede del mercado nacional y, en concreto, de las ventas en los lineales de Mercadona. Registró un beneficio de 13,03 millones y un ebitda de 18,2 millones.

El grupo cuenta con una plantilla de 145 trabajadores y una planta en Burgos. Frías Nutrición afronta este proceso de venta, además, con una deuda bancaria de 11,49 millones, a cierre de 2020. En su mayor parte este pasivo se corresponde con un préstamo bancario para financiar la adquisición de la firma por Alantra, así como el crecimiento inorgánico de la compañía.

Normas
Entra en El País para participar