Inmobiliario

Axa ultima la compra de 800 viviendas en alquiler a una socimi de Blackstone

La operación, de una cartera de Testa, podría alcanzar los 300 millones

Axa ultima la compra de 800 viviendas en alquiler a una socimi de Blackstone

La aseguradora Axa acelera en el mercado residencial de alquiler en España. La firma francesa ultima la adquisición de un portfolio de cerca de 800 viviendas de la socimi Testa, propiedad de Blackstone, según avanzó este martes el portal inmobiliario Brainsre News y confirman fuentes conocedoras de la operación. El fondo estadounidense encargó a la consultora JLL el proceso de búsqueda de compradores por el que espera embolsarse alrededor de 300 millones de euros, según publicó Cinco Días en octubre.

Testa puso a la venta una cartera de seis edificios ubicados en Madrid, en los barrios de Méndez Álvaro y San Chinarro y en las localidades de San Sebastián de los Reyes, Boadilla del Monte y Majadahonda.

Axa es uno de los protagonistas que se han interesado por el mercado del alquiler en los últimos tiempos en España, ante la alta demanda de este tipo de vivienda y la escasa oferta profesionalizada de grandes empresas. La aseguradora, a través de su rama inmobiliaria Axa Investment Managers, adquirió en 2020 a la inmobiliaria Tectum siete filiales que suman una cartera de 919 casas destinadas al alquiler asequible, todas ellas en Madrid. Además, ya invirtió en la capital a través de otro proyecto de llave en mano, en este caso construido por Acciona.

En esta actividad de arrendamiento destacan socimis como Testa (Blackstone), Vivenio (APG, Aware y Renta Corporación) y Témpore (TPG), y otros inversores como Lazora, Ares, BuildingCenter (Caixabank) o la promotora Neinor, que ha creado su propia división para vivienda en alquiler. Igualmente son actores relevantes el fondo francés Primonial, aliado con Grupo Lar, y el fondo estadounidense Nuveen, asociado con Kronos.

Blackstone está desprendiendo de numerosas viviendas en alquiler en España. También ha puesto a la venta 3.100 propiedades en el mercado minorista y valoradas en 361 millones, en esta caso de su socimi Albirana, como adelantó este diario hace un mes.

La cartera de Testa tiene un valor bruto (GAV) de 2.856 millones de euros, según una tasación de Savills recogida en sus cuentas de 2020. Por tanto, supone desprenderse de alrededor del 10,5% del portafolio. Blackstone se hizo con la socimi, cotizada en BME Growth, en 2018 tras adquirirla a Merlin, Acciona, Santander y BBVA.

Normas
Entra en El País para participar