Regulación preliminar

La banca se prepara ante los supervisores para ofrecer ya criptoactivos

El Banco de España debe tener listo un registro el 29 de octubre

La banca se prepara ante los supervisores para ofrecer ya criptoactivos

Los bancos españoles sondean el terreno para ofrecer criptoactivos a sus clientes desde ya. No quieren perderse el boom, y algunas entidades han comenzado a preguntar si necesitan estar inscritas en el correspondiente registro para estas plataformas que debe estar operativo el próximo 29 de octubre. El Banco de España anunció en junio que entre septiembre y el presente mes aportaría las indicaciones y los formularios necesarios para solicitar la inscripción. Pero esta documentación todavía no está disponible.

La propuesta de reglamento europeo para la regulación de los criptoactivos y las plataformas que operan con ellos, conocida como MICA (siglas de markets in crypto-assets), está cocinándose en los diferentes hornos de la UE. Es complicado que la regulación esté lista antes de finales de año, pero las autoridades comunitarias aceleran para su aprobación a inicios de 2022, según fuentes jurídicas. En todo caso, cada país del club ya ha dado sus pasos para ir poniendo coto a esta actividad.

El más inminente en España es el listado de proveedores de servicios de cambio de moneda virtual por moneda fiduciaria y de custodia de monederos electrónicos. Es decir, un registro de todo lo referente a la operativa con divisas virtuales, desde la compraventa a su custodia y almacenamiento. "El Banco de España será competente para supervisar el cumplimiento de la obligación de registro y de las condiciones de honorabilidad exigidas para el acceso y mantenimiento de la inscripción", señala la normativa, publicada en junio. Este registro, que debe estar operativo el 29 de este mes, se creará solo para combatir el blanqueo de dinero.

La duda que podría existir es si una entidad que ya está supervisada y por tanto ya es "sujeto obligado" por la normativa antiblanqueo necesita inscribirse además en este listado, explican fuentes jurídicas. Lo cierto es que varias de las grandes entidades financieras han puesto a trabajar sus departamentos de cumplimiento para conocer si han o no de estar registradas para ofrecer ese tipo de servicios.

BBVA ya tiene un servicio comercial de criptoactivos en Suiza, que presta servicios de custodia y compraventa de activos digitales. De momento, solo con bitcóin.

CaixaBank ha elegido a Onyze para impulsar un proyecto piloto de servicios de este tipo, aunque, de momento, no estará abierto a clientes.

Gloria Hernández Aler, socia de la firma de asesoramiento regulatorio finReg, señala que "no tendría sentido que un banco tuviera que pasar por los requisitos de honorabilidad que impone la norma, puesto que estas entidades ya están supervisadas directamente". "No obstante, sí tiene sentido que notifiquen que van a prestar este tipo de servicios y, probablemente, será preciso que cambien su política de blanqueo de capitales para adaptarlo a la dinámica de los criptoactivos", sentencia.

Gran interés

Fuentes del sector reconocen que hay un vivo interés en la banca para que se regulen los criptoactivos. Bank of America publicó hace unos días un entusiasta informe en el que aseguraba que los activos digitales "podrían por completo formar una nueva clase de activos" y en el que defiende que su tamaño ya ha adquirido una magnitud demasiado grande como para ser ignorado. "El sector está deseando que se regulen las criptodivisas. Y en el momento en que eso ocurra y se hayan definido las reglas de juego, habrá una fortísima subida en el precio de estos activos", explican fuentes financieras de otro banco estadounidense.

El interés en los activos digitales se traslada incluso al ámbito personal. "Hay numerosos operadores que invierten de forma personal en criptodivisas", añaden fuentes del sector. La regulación de las criptodivisas es sin embargo un proceso muy incipiente y que afronta numerosas dificultades. Una de ellas, sensible para los activos digitales, es la custodia, de modo que haya garantías de protección ante los ciberataques que eviten la desaparición de estos activos.

Otra advertencia de la CNMV a los inversores

Producto sin valor. El presidente de la CNMV, Rodrigo Buenaventura, alertó el 6 de octubre en una conferencia en Lisboa que las criptodivisas son “productos que no tienen ningún valor intrínseco (...), que dependen exclusivamente de las perspectivas de demanda y de la aceptación como medio de pago y depósito de valor”. Buenaventura añadió que “ninguna criptodivisa tendrá éxito a largo plazo”, a menos que se convierta en un medio de pago. Pero sus fuertes oscilaciones, de momento, hacen que esto sea inviable.

Normas
Entra en El País para participar