Empleo en septiembre

Medio millón de trabajadores siguen aún con su empleo suspendido y cobrando ayudas

El paro registrado vuelve a caer en 76.113 personas y encadena siete meses de descensos; además en septiembre salieron 32.960 personas de los ERTE

Medio millón de trabajadores siguen aún con su empleo suspendido y cobrando ayudas

El mercado de trabajo ha seguido recuperándose en septiembre, manteniendo la inercia de la temporada turística y anotando mejoras por la 'vuelta al cole'. Así, el pasado mes la Seguridad Social ganó otros 82.184 cotizantes, hasta sumar 19,59 millones de afiliados, según los datos corregidos de ajustes estacionales facilitados hoy por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. Se trata de la primera vez desde que se inició la pandemia que el sistema supera los afiliados que había en febrero de 2020 según la serie desestacionalizada.

Sin embargo, estos datos recogen también dos cifras que apuntan a que pese a la mejora del mercado de trabajo aún casi medio millón de trabajadores siguen aún con su empleo suspendido. Se trata de 239.230 asalariados que aún están inmersos en un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) y otros 226.436 trabajadores autónomos, que siguen recibiendo prestación por cese de actividad. 

Así, el secretario de Estado de la Seguridad Social, Israel Arroyo ha reconocido que la reactivación de estos trabajadores en ERTE "se produce ya con cuentagotas". Si bien, en septiembre, junto a los nuevos empleos hay que contabilizar otros 32.960 trabajadores que se reactivaron desde uno de estos expedientes. Además, los responsables gubernamentales precisan que de los casi 240.000 trabajadores que aún están en ERTE, un tercio de ellos sí trabajan aunque sea parcialmente.

Y, aunque ha apuntado que las empresas que aún mantienen a sus trabajadores en uno de estos expedientes pueden tener razones "idiosincráticas" que vayan más allá de las restricciones de la pandemia se ha negado a barajar que se trate de empresas zombies que no puedan reincorporar ya a sus trabajadores y que estos terminen en el desempleo. Pero, dicho esto, desde el Gobierno sí creen que pueda tratarse de trabajadores que "han perdido su capacidad productiva por estar tanto tiempo en inactividad" y por eso se han vinculado las ayudas a las empresas en la prórroga de los ERTE a procesos formativos, ha indicado Arroyo.

La mayoría de los nuevos empleos del mes de septiembre se generaron en el sector servicios, fundamentalmente en la hostelería y el comercio, que ganaron 21.403 y 11.532 cotizantes respectivamente y la vuelta al cole generó casi 9.000 empleos máse, siempre según el dato desestacionalizado. En total, el sector servicios sumó en septiembre 85.742 nuevos empleos, mientras que la industria apenas ganó 2.366 cotizantes y la construcción, 7.875. La mala noticia es que el empleo agrario, lejos de recuperarse ha perdido más de 8.000 cotizantes.

El secretario de Estado de Seguridad Social, Israel Arroyo, ha defendido hoy el uso de los datos desestacionalizados porque el mercado laboral mantiene un patron de funcionamiento muy similar al que tenía antes de la pandemia (con finalizaciones de contratos tras el verano o recuperación del sector educativo en septiembre). Por ello ha explicado que "sin dato corregido nos costaría mucho más evaluar la recuperación del empleo".

Los datos sin corregir reflejan un alza algo menor de la afiliación media, con 57.387 nuevos cotizantes en septiembre. Y, según estas cifras sin desestacionalizar, el hecho de que el sector servicios --más feminizado que otros-- haya copado la mayoría del nuevo empleo hace que el saldo neto refleje una pérdida de empleo entre los hombres de 9.115 trabajadores frente a una ganacia de puestos femeninos de 66.502 empleadas.

Además, las cifras sin desestacionalizar también apuntan a un comportamiento distinto por sectores si se comparan con los datos corregidos, ya que en este caso, el fin del verano habría destruido 16.601 puestos en la hostelería y otros 23.814 en el comercio. Por el contrario los servicios a empresas crearon 26.125 empleos y la educación otros 45.728.

Pero el dato que más euforia ha despertado en el Gobierno ha sido el del descenso en 76.113 personas del número de desempleados inscritos en las oficinas públicas de empleo, ya que ha supuesto el mayor descenso en un mes de septiembre, con lo que en los últimos meses el paro se ha recortado en 750.987 desempleados

Pérez Rey ha enfatizado que desde hace más de dos décadas septiembre es un mes en el que suele subir el desempleo por el inicio del fin de la temporada turística y que que los siete meses consecutivos de descensos del desempleo suponen una senda de caídas que no se había visto tan prolongada desde hace 20 años. Es más, desde el Ministerio de Trabajo también ven como un dato muy positivo que el sistema solo esté a 11.000 parados de volver a los niveles de desempleo previos a la pandemia. Es más, el saldo neto indica que todos estos parados se concentran en servicios porque la industria, la construcción y la agricultura ya tienen menos desempleados que en febrero de 2020.

Normas
Entra en El País para participar