Índice PMI

La industria mantiene el fuerte crecimiento, pero preocupan los suministros y los precios

El indicador de actividad baja levemente sobre agosto pero sigue en zona de máximos

La industria mantiene el fuerte crecimiento, pero preocupan los suministros y los precios

El índice de PMI de gestores de compras en el sector industrial sigue en zona de máximos históricos en España, según ha indicado hoy Markit Economics, firma encargada de la encuesta. El índice ha cerrado el mes en los 58,1 puntos frente a los 59,5 de agosto, todavía en la zona de máximos históricos pero dejando notar una cierta ralentización. El indicador ha arrojado una lectura en línea con las previsiones, si bien el dato es el más bajo desde abril. Con todo, está ampliamente por encima de los 50 puntos que indican expansión de la actividad: da fe de fuertes crecimientos en los pedidos y la producción, así como de la creación de puestos de trabajo. El sector también se muestra confiado de cara a la coyuntura inmediata.

La parte negativa viene de los suministros y de los precios. Las demoras, "severas y sin precedentes" en las entregas están turando de los precios y limitando el crecimiento. "Las empresas tuvieron dificultades para igualar la producción con los requisitos actuales de la cartera de pedidos, hecho subrayado por una fuerte acumulación de pedidos por completar, que aumentaron hasta su máxima de tres meses", indica el informe. La escasez de algunos materiales como semiconductores, la ruptura de las cadenas de suministro en Asia y la escasa disponibilidad de fletes marítimos llevan castigando las cadenas de proveedores desde hace meses, unos problemas que se están agravando con la subida de los costes energéticos, que ha empezado a parar fábricas en China.

Igualmente, los empresarios destacan el aumento de los costes, en particular de la electricidad, de los metales y del combustible. "La inflación de los precios de los insumos estuvo cerca del récord de la encuesta de junio pasado y, siempre que fue posible, las empresas repercutieron el incremento de los costes a los clientes", indica PMI.

De hecho la inflación y las limitaciones de la oferta son las principales preocupaciones de los gestores de compras, que se muestran más optimistas sobre el futuro que el mes pasado. Las proyecciones para la cartera de pedidos son positivas, al igual que las relativas a la recuperación de la actividad después de la pandemia.

Normas
Entra en El País para participar