Farma

Japón no detecta problemas de salud por las vacunas de Rovi, que se recupera en Bolsa

La compañía española sube cerca de un 4%, después de hundirse el jueves un 13,4%

Sede en Madrid de Rovi.
Sede en Madrid de Rovi.

Japón no ha registrado por el momento ningún problema de salud en pacientes inoculados con la vacuna de Moderna y que tengan relación con la contaminación detectada en un lote de las dosis procedentes de la fábrica de Rovi en San Sebastián de los Reyes (Madrid), según informó el viernes el Ministerio de Sanidad de ese país.

Rovi, encargada del llenado y envasado de estas dosis, se desplomó el jueves en Bolsa un 13,4%, pero en la sesión de este viernes rebotó cerca de un 4%. Desde Bankinter, el analista Pedro Echeguren Fuerte explica que Rovi debería recuperar fuerza tras el fuerte descenso del viernes, porque Japón ha anunciado que afecta solo a tres lotes y que retomará las vacunaciones con Moderna este mismo sábado. "Como referencia, Japón firmó un acuerdo para recibir 100 millones de dosis, que serán entrados este año y el próximo. El bloque sufrido en Japón se asemeja mucho a otras interrupciones temporales de otras vacunas: en Macao y Hong Kong se interrumpió temporalmente la vacuna de Pfizer y BioNTech y en EE UU la vacuna de Johnson & Johnson", apunta.

ROVI 56,30 -0,88%

Las autoridades niponas afirmaron que continúan investigando las consecuencias de la presencia de impurezas observadas en 39 viales de la vacuna de Moderna, lo que llevó en la víspera a bloquear por precaución 1,63 millones de dosis que iban a ser utilizadas o se habían inoculado ya a algunos pacientes.

La Agencia Europea del Medicamento (EMA) aseguró a Reuters que la producción en Madrid de Rovi continúa mientras se realiza la investigación.

Se baraja que el contaminante encontrado en un lote de vacunas sea una partícula metálica, según informó la televisión pública japonesa NHK, citando fuentes del ministerio japonés. Desde la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) se aseguró que se está investigando la naturaleza de las partículas y que de momento es pronto para confirmar esa información.

El ministro nipón de Sanidad, Norihisa Tamura, pidió tanto a Moderna como a la farmacéutica nipona que distribuye sus vacunas en Japón, Takeda, que “tomen medidas para que no vuelva a suceder y para hallar la causa pronto”, con vistas a “evitar la preocupación de la gente que se vacuna”.

Fuentes del mismo Ministerio señalaron a Efe que Japón tiene previsto seguir contando con los suministros procedentes de España, proveedor del país asiático de la vacuna de la farmacéutica estadounidense, mientras se lleva a cabo la investigación sobre los viales contaminados.

Rovi es responsable de la manufactura de este producto de moderna para todo el mundo, excepto para EE UU. Tanto Moderna como Rovi están investigando, junto a la Aemps, las causas de estos problemas de calidad, que se sitúan en una línea de producción del laboratorio madrileño y que, en principio, no han afectado a otros lotes. La detección de partículas anómalas afecta a un lote del producto “distribuido exclusivamente en Japón”, señaló Rovi en la víspera en un comunicado dirigido a la CNMV.

Normas
Entra en El País para participar