Kike Sarasola: “Room Mate ni se va a fusionar ni va a vender la marca”

Asegura que la recuperación del turismo va a arrancar muy fuerte en el último trimestre de este año y que la firma volverá a cifras precovid de facturación ya en 2022

Kike Sarasola, fundador y presidente de Room Mate Hotel Group
Kike Sarasola, fundador y presidente de Room Mate Hotel Group

Room Mate, la cadena de hoteles fundada por Kike Sarasola, ilustra a la perfección el impacto que la pandemia ha tenido en una empresa que, si bien nunca ha sido rentable, alcanzó el hito en 2019 de superar por primera vez en la historia los 100 millones de euros. Lo que vino a continuación fue la tormenta perfecta: el cierre de todos sus hoteles, un ERTE que ha afectado durante más de un año entre un tercio y la mitad de la plantilla, una caída sin precedentes de los ingresos y la búsqueda desesperada de liquidez. Ha pedido 52 millones a la SEPI, cuya petición se ha quedado estancada igual que muchas del sector turístico por la polémica con Plus Ultra, y ha logrado 15 millones a través del fondo Atitlan, propiedad de Roberto Centeno, yerno de Juan Roig, presidente de Mercadona.

Por si todo esto fuera poco, Sandra Ortega, la hija de Amancio Ortega y la segunda mayor accionista con un 30% del capital, comunicó en febrero que ponía a la venta el 31% que tenía en Room Mate. Pese a ello, Kike Sarasola, presidente de Room Mate, rechaza los rumores que apuntan a que esté estudiando fusionarse con otra cadena o vender la marca para ganar liquidez. “Ni vamos a vender nuestra marca ni vamos a fusionarnos con una otra cadena”, recalca en una entrevista en exclusiva con Cinco Días. De hecho lanza un mensaje de optimismo ante el fuerte repunte de las reservas, en paralelo al acelerón de las vacunas y a la recuperación del tráfico aéreo.

Room Mate afronta una coyuntura positiva. Sin embargo lleva encadenando diez años consecutivos de pérdidas, agravados por la crisis sanitaria del coronavirus. En ese contexto se encuadra la salida de Sandra Ortega, con un 30% del capital y clave para mantener el grifo del crédito bancario abierto. ¿Cómo valora esta salida?

Hasta 2019, la compañía tenía una línea creciente de negocio. Íbamos a cerrar 2020 con 150 millones de facturación, un 40% más que en 2019. Iba a ser nuestro año. Luego la pandemia nos puso en nuestro sitio, con una caída del 80% de facturación, y además la crisis ha durado más de lo que creíamos. Esto se ha unido a un cambio de estrategia, ya que nuestra segunda mayor accionista (Sandra Ortega, con un 30% del capital) ha querido desvincularse de la compañía. Estamos en la recta final para sustituirla y ya tenemos dos socios financieros para ocupar su sitio. Ese proceso es independiente del resto. Ni vamos a vender nuestra marca ni vamos a fusionarnos con otra cadena. Hemos tenido mucha gente haciendo cola para comprarnos y asociarnos, pero lo hemos rechazado porque creemos que vamos a salir reforzados tras la pandemia.

Ha dicho que la pandemia ha durado más de lo necesario. ¿Es de los que se atreve a vaticinar cuando se acabarán los ajustes?

El objetivo es sanear la compañía y que sea más agil de aquí a 2025. Estamos creciendo especialmente en Italia y ahora estamos mirando oportunidades en primeras o segundas ciudades en ese destino. Este año creemos que vamos a estar cerca del 50% de la de cifra de negocio previa al coronavirus, pero con un crecimiento exponencial en el último trimestre. Los países que más vemos que crecerán a final de año son los británicos, los alemanes y los estadounidenses. Creemos que el último trimestre de 2021 va a ser el de la recuperación y 2022 va a ser el año de regreso a los niveles precovid. Ya estamos llenando los fines de semana en Málaga, Madrid, Barcelona, San Sebastian, Holanda, Estambul. En las últimas tres semanas, las reservas han crecido un 300% en EE UU. En Miami estamos en precios y ocupaciones precovid.

"Ya estamos llenando fines de semana en Málaga, Madrid, San Sebastián, Barcelona Amsterdam y Estambul”

¿Cómo se han conseguido esas cifras, mediante una fuerte rebaja de precios o a través de un incremento de la demanda?

Bajar los precios es siempre una estrategia equivocada para la industria hotelera. En Barcelona la guerra de precios es patética. No puede haber hoteles de cuatro o cinco estrellas a 35 euros.

El principal problema que afronta la cadena a corto plazo es la obtención de un préstamo de 52 millones de la SEPI. Esa ayuda, al igual que el resto se ha visto bloqueada por la polémica generada por el préstamo a la aerolínea Plus Ultra. ¿Qué puede avanzar de la obtención de esa ayuda? ¿Es verdad que ha tenido que recurrir a fondos buitre ante la falta de fondos ? ¿O la única ayuda que ha logrado hasta ahora ha sido la de Atitlan?

Hace más de tres meses presentamos la petición para el crédito de la SEPI. Estamos teniendo retrasos, pero ya nos han llamado para solicitar más información. Las cuarenta empresas que hemos pedido crédito lo necesitamos antes del verano. Espero que la Sepi acelere porque el sector turístico necesita de verdad una inyección de liquidez rápida.

"En Barcelona la guerra de precios es patética. No puede haber hoteles a 35 euros. Es una estrategia equivocada”

¿Es de los que cree que hay que pasar ya de los créditos del ICO a las ayudas directas sin condiciones?

A mi me encantaría recibir ayudas directas. Pero lo que pedimos empresas de nuestro tamaño es poder endeudarnos mas. Creo que mi empresa puede todvaía pedir más crédito. Todo mi sector estamos dispuestos a endeudarnos más con la SEPI. Las que estamos pidiendo ayuda, la necesitamos de verdad.

¿Va a ser tan explosiva la recuperación como predecían los analistas tras un año y medio de pandemia?

Nuestra previsión es que el plan de negocio de 2021 se va a cumplir, ya que nos estamos recuperando con fuerza. Vamos a regresar a las cifras precovid en 2022. La gente lleva un año y medio encerrada y estoy convencido de que quieren viajar con un solo objetivo: disfrutar lo más posible. En el último trimestre de año, nuestras previsiones es que el mercado nacional solo suponga el 27% de las reservas y que el 73% restante sea turismo extranjero. Entre los mercados extranjeros más importantes, Reino Unido será el más importante, con un 12,77% del total, seguida de lejos por Alemania (6,92%) y EE UU (6,05%). Los datos son todavía más elocuentes si se comparan destinos. Entre octubre y diciembre, Reino Unido se convertirá en el primer mercado emisor a nuestros tres hoteles en Málaga, con el 30% de los viajeros. En ese mismo período, EE UU se convertirá en el primer país del extranjero en aportar viajeros a Madrid, con un 9% del total, por delante de Alemania (8%) y Reino Unido (6%). 

Normas
Entra en El País para participar