Telecos

MásMóvil vende red a Onivia por 390 millones para financiar la compra de Euskaltel

La infraestructura cubre el servicio a 1,1 millones de hogares en zonas rurales

Meinrad Spenger, consejero delegado de MásMóvil.
Meinrad Spenger, consejero delegado de MásMóvil.

MásMóvil ha vendido al operador mayorista de fibra Onivia la mayoría del capital de la sociedad que gestiona una red que da cobertura a 1,1 millones de viviendas en zonas rurales. La operación ha sido respaldada por los accionistas de Onivia, los fondos Macquarie Capital, Aberdeen Standard Investments y Daiwa Energy & Infrastructures.

Con esta inversión, Onivia ha comunicado que duplicará sus posibilidades de acceso al mercado, al poder prestar servicios de telecomunicaciones a dos millones de hogares.

MásMóvil, según los analistas, busca financiación para la compra de Euskaltel, una inversión estimada en unos 2.000 millones. La operadora vasca ha entrado en pérdidas en el primer trimestre del año al registrar unos números rojos de 2,1 millones.

Un resultado negativo que responde al coste del despliegue de su oferta en toda España a través de Virgin telco, que le he reportado por otro lado 101.000 nuevos clientes. Y porque ha tenido que paralizar la entrada de un socio en su filial de fibra, que aportaría capital. También ha bloqueado la renegociación de los acuerdos mayoristas para reducir costes. En ambos casos por la OPA de MásMóvil, cuyo consejero delegado es Meinrad Spenger.

Onivia podrá acceder con la red de MásMóvil a un millar de municipios con menos de 25.000 habitantes. MásMóvil mantendrá a los clientes atendidos por esta red. Seguirá utilizándola, al igual que Orange, en la condición de clientes ancla. 

José Antonio Vázquez, consejero delegado de Onivia, ha señalado que la operación confirma su vocación de ampliar el alcance nacional del grupo y de contribuir a evitar la brecha digital.

Normas
Entra en El País para participar