Restauración

Telepizza cerró 2020 con ebitda positivo pero con una pérdida de 160 millones

El grupo, ahora rebautizado como Food Delivery Brands, amortiguó la caída de ingresos al 10%

Telepizza cerró 2020 con ebitda positivo pero con una pérdida de 160 millones

El grupo Telepizza, ahora llamado Food Delivery Brands, cerró el ejercicio 2020 con unas pérdidas de 160 millones de euros, según los resultados presentados este viernes. Pese a ello, la compañía hace un balance positivo del año, vistas las dificultades que planteó la pandemia para su negocio, al haber conseguido acabarlo con un ebitda ajustado de 30 millones y una caída de los ingresos que consiguió amortiguar al 10%.

Telepizza explica las pérdidas por, además de ese retroceso en la facturación, los deterioros acometidos en determinados activos no corrientes. Estos tuvieron un impacto negativo de 120 millones de euros en su cuenta de resultados, cuando en el año anterior estos ajustes fueron de 17 millones, y se centraron en su fondo de comercio debido al impacto del Covid-19 en la economía global, "que obligó a la compañía a revisar su plan de negocio para afrontar los efectos de la pandemia en las previsiones de cash-flow de los próximos años", dice en el informe financiero facilitado a sus bonistas.

La facturación del grupo fue de 347,3 millones, un 10% menos, mientras que las ventas cadena, variable que incluye los ingresos de los restaurantes propios y franquiciados, fueron de 997 millones, un 20% menos. El perímetro total de Telepizza alcanzaba los 2.261 restaurantes en 36 países, 155 menos que al cierre del año anterior. De esa cantidad 521 establecimientos eran propios, 82 más, gracias sobre todo a su crecimiento en México tras la compra del negocio de Pizza Hut.

"El grupo ha superado sus objetivos para el ejercicio 2020 gracias a su rápida adaptación a un entorno cambiante y complejo, reforzando sus capacidades digitales y de servicio", destaca la compañía en un comunicado, en el que indica que las ventas hechas a través del reparto a domicilio crecieron un 14% y representaron el 52% de sus ventas totales. Además, los pedidos hechos a través de soportes digitales crecieron un 28%.

Food Delivery Brands destaca que el ebitda ajustado de 30 millones, que supone un retroceso del 55% respecto al de 2019, está "por encima de las previsiones comunicadas al mercado, con una sólida aportación de 16 millones de euros en el cuarto trimestre". En ese último periodo del año los ingresos de sus restaurantes propios cayeron solo un 4% respecto al año anterior, mientras que las ventas cadena lo hicieron un 17%. Telepizza cerró 2020 con 45 millones de euros en caja, a la que después sumó el acuerdo de financiación anunciado en enero y firmado con Santander y el ICO, además de por KKR, por un total de 72 millones.

"La positiva evolución de las ventas, así como el refuerzo y crecimiento del canal online y el delivery, reflejan la solidez del modelo de negocio del grupo que será impulsado por el nuevo CEO, Jacobo Caller, cuyo nombramiento se hizo efectivo el pasado 1 de marzo de 2021", destaca la compañía, que ha anunciado la incorporación al consejo de la matriz, Tasty Bidco, de uno de los tres cofundadores de Uber, Oscar Salazar, y de Joge Lluch, miembro del equipo europeo de private equity de KKR.

Normas
Entra en El País para participar