El Gobierno aprueba el Plan de Recuperación con el que captar 140.000 millones en ayudas de la UE

El Consejo de Ministros ha dado luz verde al texto pero no lo remitirá a Bruselas hasta dentro de unos días porque aún está completando la documentación requerida

El Consejo de Ministros ha dado luz verde finalmente este martes al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, el programa de 110 inversiones y 102 reformas con el que aspira a captar unos 140.000 millones de euros en ayudas y créditos blandos europeos para dejar atrás las crisis del Covid.

Aunque el Ejecutivo avanzó en su día que buscaba remitir el texto a Bruselas a finales de marzo, siendo de los primeros países en hacerlo, su aprobación se ha ido retrasando mientras se pulían los detalles del Plan con la Comisión Europea. Como resultado, a España se le adelantó Portugal -que ha predicado con el ejemplo al ejercer la presidencia rotatoria semestral siendo el primer estado en presentar su programa- mientras que Italia presentó el suyo este lunes y Alemania y Francia lo hacen hoy mismo también.

De hecho, España no remitirá el Plan a Bruselas hasta pasados unos días, previsiblemente el viernes, junto con el Plan de Estabilidad, agotando el plazo que vence el 30 de abril (y que otros países directamente incumplirán) porque los Ministerios no han terminado de completar toda la documentación que exige la UE.

“En el día de hoy lo que formula el Consejo de Ministros es la autorización para la remisión a Bruselas en los próximos días de este plan dentro del plazo que se fijó por la Comisión Europea que era tentativo, en torno al 30 de abril, un plazo que no es obligatorio, pero que España va a cumplir”, tras pasar meses negociando el texto con Bruselas, ha aclarado la portavoz del Ejecutivo, y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

La ministra ha explicado que el Plan completo cuenta con más de 2.000 páginas que deben incorporarse en el sistema informático facilitado por Bruselas en forma de "fichas" temáticas, sobre las diferentes reformas e inversiones.

Aunque cada una de estas propuestas llevará asociado un calendario de hitos a cumplir para que la UE vaya desbloqueando el pago de los fondos, Montero ha descartado concretarlo avanzando que cada Ministerio ofrecerá el detalle de su hoja de ruta una vez que toda la documentación sea recibida por parte de Bruselas, cuando se hará público además el documento completo remitido.

“Se trata, sin duda, del plan económico más ambicioso que ha tenido nuestro país en su historia reciente y que tiene que sentar las bases para que las futuras generaciones puedan disponer de un país mejor, más sostenible productivo y social”, ha resumido Montero.

Montero ha recordado que el Plan ya fue presentado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ante los medios de comunicación y los distintos grupos políticos en el Congreso de los Diputados y que, aunque la Comisión Europea tiene ahora dos meses para validarlo, y el Consejo Europeo otros 30 días más, no será necesario esperar a su aval para impulsarlo. De hecho, ha recordado, el Gobierno ha asignado ya a las regiones más de 2.000 millones a cuenta del Plan, gracias a que el Presupuesto General de 2021 permite adelantar los fondos vía deuda.

La ministra ha subrayado que los ejes transversales del programa son la digitalización de la economía, su transición a un modelo más ecológico, la capacitación el capital humano, la cohesión territorial y la igualdad de género.

Las inversiones, ha destacado, permitirán impulsar la red de 5G, una nueva política industrial, el desarrollo sostenible de la economía, y la modernización del tejido productivo, o la administración pública, por ejemplo. En paralelo, el Gobierno ha comprometido con Bruselas un paquete de reformas en los ámbitos laboral, de pensiones e impuestos.

Una vez que reciba el Plan, la Comisión Europea tendrá dos meses para validar el texto, y el Consejo Europeo un mes adicional. Superado este procedimiento, se desbloqueará un primer anticipo de los fondos, que en el caso español rondaría los 9.000 millones de euros. La expectativa es que antes de final de año se entregue otro pago semestral de unos 16.000 millones. A partir de ahí, Bruselas analizará el cumplimiento de los hitos comprometidos para ir liberando nuevos desembolsos semestrales hasta alcanzar los 70.000 millones de subvenciones en 2023. En parelelo, el Ejecutivo podrá optar a solicitar otro tanto en forma de préstamos blandos hasta 2026.

Normas
Entra en El País para participar