Operaciones

ACS propondrá ampliar capital por 574 millones en su próxima junta

También dará luz verde a los nombramientos de Carmen Fernández Rozado y de José Eladio Seco Domínguez como consejeros independientes

 Florentino Pérez, presidente de ACS, en una junta de accionistas.
Florentino Pérez, presidente de ACS, en una junta de accionistas.

ACS llevará a su próxima junta de accionistas, que se celebrará el 7 de mayo, un aumento de capital con cargo íntegramente a reservas que no podrá exceder de 574 millones de euros y que se empleará para retribuir al accionista en el marco del dividendo flexible puesto en marcha por la compañía.

El grupo ofrece a los accionistas la posibilidad de cobrar el dividendo a cuenta y el complementario en acciones de la sociedad o bien en metálico vendiéndole a la compañía los derechos a un precio predeterminado. Además, la empresa llevará a la junta la reelección de Carmen Fernández y de José Eladio Seco como consejeros independientes de la sociedad, así como el informe anual sobre remuneraciones de los consejeros correspondiente al ejercicio 2020. La junta llega poco después de que el hasta ahora consejero delegado del grupo y número dos de Florentino Pérez, Marcelino Fernández Verdes, anunciara que no se presentará a la reelección como consejero.

En paralelo, el grupo ha remitido a la CNMV una reexpresión de sus cuentas a requerimiento del propio organismo a causa de una diferencia de criterio contable sobre su participación en BIC Contracting (BICC), que era del 45%. ACS ha modificado el método de consolidación aplicado a BICC, pasando a registrarlo dentro del perímetro del grupo, con efectos en las cuentas de 2019, y considerarlo una actividad discontinuada en la información financiera a 31 de diciembre de 2020 (la filial fue después vendida). El cambio contable supone un resultado neto negativo de 241 millones atribuido a participaciones no dominantes de las actividades interrumpidas de 2019, sin impacto sobre el resultado de 2020.

La junta llega también después de que el Jueves Santo ACS cerrara la venta de la mayor parte de Cobra, su división industrial, a la francesa Vinci por un máximo de 4.980 millones de euros. Vinci mantendrá sin cambios la cúpula directiva de Cobra y retendrá a unos 45.000 empleados en 50 países. José María Castillo continuará como consejero delegado de la división industrial.

 

Normas
Entra en El País para participar