Una ingeniera de carácter al frente de los rescates de la SEPI

Belén Gualda, hasta ahora responsable de Navantia, tiene una larga trayectoria en las empresas públicas andaluzas

Belén Gualda, nueva presidenta de la SEPI.
Belén Gualda, nueva presidenta de la SEPI.

Sin dar cabida a especulaciones ni conjeturas. María Jesús Montero anunciaba así el miércoles el nombramiento de Belén Gualda González (Granada, 1974), hasta ahora presidenta de Navantia, como nueva presidenta de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Gualda sustituye a Vicente Fernández Guerrero en el cargo, del que fue cesado en el otoño de 2019 tras su imputación en el caso Aznalcóllar (por un concurso público minero). Desde entonces, Bartolomé Lora, vicepresidente, venía ocupando el cargo de manera interina.

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno destacó la amplia experiencia de Gualda en el sector público empresarial, gran parte de ella vinculada a la Junta de Andalucía. Una experiencia que, sin duda, deberá demostrar en uno de los momentos más críticos para la SEPI. Las últimas semanas el Fondo de Apoyo a la Solvencia, dotado con 10.000 millones de euros –en préstamos, que no ayudas a fondo perdido–, y que gestiona la Sociedad ha copado los titulares de los medios por haber aprobado el rescate de empresas de dudosa viabilidad o carácter estratégico de sus negocios.

El caso más llamativo, los 53 millones de Plus Ultra, una aerolínea de vuelos con Latinoamérica con un solo avión en propiedad, y en pérdidas desde su fundación en 2011. Pero también el de Duro Felguera, que ha sido socorrida con 120 millones pese a incumplir la condición de estar al corriente de sus obligaciones tributarias a 31 de diciembre de 2019. Sin olvidar los 475 millones para sanear Air Europa antes de su compra por parte de Iberia. Ahora Gualda deberá tomar las riendas y decidir si se procede al rescate de Abengoa con 249 millones de euros, justo un millón menos de la cantidad que le obligaría a avisar a Bruselas para aprobar la solicitud.

Gualda es ingeniera de Caminos, Canales y Puertos y acumula una amplia experiencia en puestos directivos dentro del sector público empresarial, en el que ha desarrollado gran parte de su carrera. Con 28 años entró en la empresa pública Gestión de Infraestructuras de Andalucía (Giasa). En 2007 fue designada jefa de la Unidad de Obras de Andalucía Occidental. Entre 2008 y 2009 ocupó el cargo de directora general de Transportes de la Consejería de Obras Públicas, para ese mismo año pasar a la dirección de la División de Infraestructuras Ambientales y Gestión del Agua de la Empresa de Gestión Medioambiental (Egmasa).

En 2011, tomó la dirección de Infraestructuras y Explotación de la desaparecida Agencia Andaluza del Agua, y en 2015 fue nombrada secretaria general de Medio Ambiente y Cambio Climático de la Junta. Dos años más tarde, fue ascendida a directora de la Agencia de Obra Pública de Andalucía, donde permaneció hasta octubre de 2020, cuando fue nombrada directora de Navantia, lo que la hizo ostentar el cargo de la profesional más joven al frente del astillero público a lo largo de su historia. Un título que también ha tomado en SEPI.

Algunas de las personas que han trabajado con ella destacan que tiende a ser discreta con su vida personal. Al mismo tiempo, que es una mujer que desprende optimismo, se muestra cercana, es respetuosa, afectuosa y amable en el trato directo. No le gusta andarse con rodeos, habla mirando a los ojos y en las conversaciones le gusta ser muy franca, añaden. Destacan, además, que es una persona muy próxima, a la que no le gusta aislarse en su despacho, todo lo contrario: siempre que puede prefiere tener las puertas abiertas para recibir y escuchar a quienes necesitan hablar con ella.

Entre sus allegados abundan también en que es una mujer en la que destacan sus gustos sencillos, así como la autoexigencia que se impone en el trabajo diario, hecho a conciencia, que siempre, dicen, ha desarrollado con un alto grado de compromiso. Personas de su misma formación universitaria, que han seguido de cerca su trayectoria, acentúan que ha ocupado cargos de mucha responsabilidad sin dejar de ser una buena ingeniera. En el desempeño se ha caracterizado por ser, señalan, una persona resolutiva y muy práctica a la que le gusta ir de frente, y que no teme a los obstáculos.

De su etapa en Navantia destacan su firme defensa de la economía verde. Gualda hizo en estos meses una apuesta sólida por diversificar los astilleros y abrir nuevas vías de negocio hacia el ámbito de la eólica marina, uno de los que a buen seguro tendrá más recorrido en el futuro. Durante su breve, pero intenso mandato, procedió a reestructurar la compañía para consolidar su internacionalización y abrirla a nuevas oportunidades en un mercado cada vez más competitivo. Destaca su plan estratégico, que incorpora una potente carga de trabajo para los astilleros de Galicia, Andalucía y Cartagena, un pujante programa de transformación digital y un proyecto de rejuvenecimiento de la plantilla e impulso a la formación.

Entre sus aficiones destaca el cine, por el que siente auténtica pasión, la lectura y la música. También aprovecha siempre que puede para disfrutar de la naturaleza y pasear hasta el último rincón de las ciudades, especialmente en las que ha vivido: Granada, su ciudad natal, por la que profesa una especial devoción; Sevilla; y ahora Madrid. Le encanta callejear. Otra de sus aficiones es la natación, deporte que ha practicado con frecuencia cuando ha dispuesto de tiempo.

La familia y sus amigos, particularmente aquellos que conserva desde la infancia, son fundamentales en su vida y con ellos cuenta para disfrutar de los mejores momentos. Con algunos de ellos, naturales también de la ciudad de La Alhambra, mantiene todavía recuerdos imborrables de su infancia en el entorno de su colegio, el Sagrado Corazón de Jesús, situado en el Paseo de los Basilios.

Entre su formación académica destacan, además de su título de ingeniería por la Universidad de Granada, sus estudios en la Universidad de Parma (Italia). También es experta en Desarrollo Directivo por ETEA (centro universitario de la Compañía de Jesús) y técnica superior en Prevención de Riesgos Laborales. Ahora afrontará otro tipo de riesgos, los de los focos sobre su delicada y trascendental gestión.

Sostenibilidad

Durante el desem­peño de sus responsabilidades en las diferentes agencias púbicas, promovió proyectos de cooperación internacional en el ámbito de los Planes de Desarrollo Sostenible andaluces y ejecutó varios programas financiados con fondos europeos, sobre todo en el área de medio ambiente.

Fue miembro de la delegación regional que participó en la Conferencia de París sobre el Clima como especialista en la regulación relativa a la ley de Cambio Climático.