Concurso

El juez sopesa restringir la junta de Abengoa que daría el poder a los minoritarios

El objetivo es allanar el pacto entre los acreedores para evitar que el concurso vaya a más

Instalación solar de Abengoa
Instalación solar de Abengoa REUTERS

Está en manos del juez de lo mercantil de Sevilla número 3, Miguel Ángel Navarro Robles. Este decidirá de manera inminente medidas cautelares que pueden incluir la suspensión de la junta extraordinaria de accionistas de Abengoa prevista para el 4 de marzo, según fuentes financieras. Esto supondría alejar a AbengoaShares, con un 15,6% de Abengoa, del control de la matriz y facilitaría un acuerdo entre los acreedores.

Las espadas están en alto, después de que la matriz de Abengoa solicitara el concurso voluntario de acreedores el pasado lunes. La compañía, asesorada por Ramón y Cajal Abogados en su estrategia procesal, quiere hacer de la necesidad virtud y evitar que los minoritarios, indeseados por una parte de los acreedores, entre ellos Banco Santander, tengan la presidencia de la matriz.

Las fuentes financieras consultadas señalan que existe la posibilidad de que el juez suspenda la junta de accionistas o de que bloquee el cese de los actuales consejeros, Juan Pablo López-Bravo y Margarida de la Riva. Su mantenimiento al frente de la matriz sería un aldabonazo para el plan originario de reestructuración firmado en agosto, o, al menos, uno que pueda ser similar.

Desde las administraciones públicas, con el ICO y Cesce a la cabeza, y desde los acreedores, con CaixaBank, Bankia, KKR, Bankinter y Crédit Agricole, entre otros, siempre se ha visto a los accionistas díscolos como un torpedo en la línea de flotación del tercer plan de rescate de Abengoa. Las amenazas de que se hicieran con el control desencadenaron el lunes pasado que varios acreedores retiraran el waiver (bula en la obligación de pago) de varios acreedores para aplazar la firma del salvamento.

El plan de los acreedores pasa por la inyección de liquidez y avales inyectados por los acreedores y blindados por el estado. Y contempla dejar como mero cascarón a Abengoa SA, la empresa cotizada, que se quedaría como único activo el 2,7% de la filial operativa, Abenewco 1. Los minoritarios más díscolos, liderados por Clemente Fernández, se oponen a esto y exigen un mayor porcentaje en la matriz.

La Junta de Andalucía pide la SEPI

El vicepresidente de la Junta de Andalucía y consejero de Turismo, Justicia, Regeneración, y Administración Local, Juan Marín, argumentó este miércoles sobre el futuro de Abengoa, que "la solución es la SEPI (Sociedad Estatal de Participaciones Industriales) a corto y medio plazo" y recriminó la actitud del Gobierno de "tirar la pelota al tejado de la Junta", al tiempo que ha recordado que la hoy ministra de Hacienda, María Jesús Montero, "fue consejera y no le dio solución".

Durante una entrevista en Canal Sur Televisión, recogida por Europa Press, Marín reconoció que la situación por la que atraviesa Abengoa "es muy triste", pero  "no significa que desaparezca" y resgrimió que la voluntad de los distintos implicados es "rescatar" la empresa.

Normas
Entra en El País para participar