CoComm: teléfonos de sobremesa con cuerpo de fijo y alma de móvil

El grupo acapara el 85% del mercado y prevé duplicar sus ventas en 2021

Teléfono de sobremesa 100% móvil de CoComm.
Teléfono de sobremesa 100% móvil de CoComm.

Si es de los que piensa que la telefonía fija ha pasado a mejor vida, se equivoca. No solo está más viva que nunca, sino que, de la mano de una empresa española, CoComm, Conectividad y Comunicaciones, ha revolucionado el mundo de la telefonía tradicional de sobremesa.

CoComm diseña y fabrica teléfonos que “aúnan a la vez las ventajas de la telefonía fija y de la telefonía móvil. Nuestros equipos han revolucionado la primera tal y como la entendemos, proporcionando una solución universal de movilidad de sobremesa. Aspiramos a liderar la nueva generación de conectividad”, explica su CEO, Remigio Lluch.

Desde 2014 han producido y comercializado 900.000 unidades

Unos equipos que se presentan como teléfonos móviles de sobremesa y que resultan perfectos para las nuevas necesidades corporativas de teletrabajo y movilidad para todo tipo de entornos: grandes y pequeñas empresas, Administraciones públicas, hoteles, autónomos y clientes residenciales.

Y las cifras les avalan. En apenas tres años desde su fundación como startup (2014), CoComm se ha convertido en líder del mercado de FWP (fixed wireless phone) o, lo que es lo mismo, telefonía fija inalámbrica, con más del 85% de cuota de mercado de telefonía fija sobre tecnología móvil en España, y aspiran a serlo también en FWA (fixed wireless access), acceso fijo inalámbrico a conectividad.

Ofrece una alternativa a la fibra para la nueva movilidad y el teletrabajo

Hace cuatro años iniciaron su expansión internacional en Europa y Latinoamérica y en poco más de cinco han multiplicado también por cinco su facturación (12,5 millones de euros en 2019), alcanzando las 900.000 unidades producidas; trabajan con todos los operadores de telecomunicaciones que dan servicio en España y con seis de las diez mayores telecos del mundo.

Todos los equipos “se conciben, diseñan y fabrican en España”, enfatiza Remigio Lluch, quien se incorporó a la compañía a finales de 2018 con el objetivo de “abandonar nuestra condición de startup, afianzar el desarrollo de la empresa y poner en marcha el plan de internacionalización”.

Es más barato, fácil de instalar y reúne todas las prestaciones de un celular

Los teléfonos “funcionan dentro de un ecosistema 100% móvil, lo que permite la conectividad sin necesidad de costosas instalaciones y llevar esta incluso donde no llega la fibra, por lo que son la opción perfecta para satisfacer las nuevas necesidades de movilidad y teletrabajo”.

La compañía “ha unido lo mejor de los dos mundos: la telefonía tradicional y la telefonía móvil. Al no necesitar infraestructura, su instalación es más barata y el proceso más flexible y escalable”, lo que le convierte en un producto ideal para corporaciones sin que importe el número de sedes de la compañía o si sus trabajadores se desplazan continuamente o teletrabajan. Esta solución es también idónea para el entorno rural.

Remigio Lluch, consejero delegado.
Remigio Lluch, consejero delegado.

“La tecnología tiene que responder a las necesidades de las empresas, da igual el espacio físico donde trabajes. Otra ventaja de nuestros equipos es que funcionan con tecnología 2G, 3G y 4G; tienen pantalla táctil, webcam, incorporan entorno Android y se parecen mucho más técnica y funcionalmente a lo que es un dispositivo móvil que a un fijo tradicional”, destaca Lluch. Trabaja, además, para ser la primera empresa del mundo en sacar un equipo fijo wireless con tecnología 5G.

En países desarrollados, continúa el CEO, “nuestros teléfonos son la solución ideal para las nuevas necesidades de teletrabajo, conectividad y movilidad, tan evidentes y necesarias en estos tiempos de pandemia”. En naciones en vías de desarrollo, los equipos de CoComm “pueden conectar a millones de personas sin acceso a telefonía e internet. Ayudamos a conectar y digitalizar a países con menor infraestructura de telecomunicaciones. Como explicaba antes, somos una alternativa a la fibra, para las nuevas necesidades de movilidad y conectividad”.

Radiografía de un pequeño gran líder

Sala de reuniones de la sede fiscal de la empresa en Madrid.
Sala de reuniones de la sede fiscal de la empresa en Madrid.

Inicios. CoComm nace como startup en 2014 de la mano de un grupo de emprendedores especializados en electrónica de consumo y transformación de tecnologías móviles.

Facturación. Tras los 12,5 millones de euros de 2019, la previsión de cierre de 2020 es de alrededor de 10 millones, a causa de la pandemia y a pesar de las cifras récords alcanzadas y superadas sucesivamente en el primer, tercer y cuarto trimestre del año. Sin la crisis del Covid, la estimación era doblar esa cantidad.

Producción. Han fa­bricado 900.000 unidades entre 2014 y 2020. De ellas, 160.000 producidas y vendidas en 2019. La estimación para 2021 es de 180.000 equipos.

Plantilla. Compuesta por 30 personas.

Sede. La compañía cuenta con dos sedes en España, la principal en Madrid y otra en Santiago de Compostela que acoge los departamentos de I+D, posventa y almacén.

Internacional. Poseen dos filiales en México y Colombia y están presentes en Europa, Latinoamérica y África. En estas dos últimas áreas, “más de 500 millones personas no tienen aún acceso a telefonía ni internet”.

Normas
Entra en El País para participar