_
_
_
_
Bolsa

El Ibex encierra un potencial de hasta el 18% para 2021

La evolución del virus, los resultados, el apoyo del BCE y la recuperación de América Latina son claves

Gema Escribano

Las grandes expectativas generadas por las vacunas frente al Covid-19 y el inicio de su distribución han servido en la recta final de 2020 para devolver la alegría a los mercados, permitiendo a las Bolsas ampliar distancias desde los mínimos registrados en marzo, cuando el estallido de la pandemia desató una oleada de ventas que llevó a muchos índices a vivir el peor mes de su historia. Con el año a punto de terminar, los inversores concentran la atención en 2021, un ejercicio que promete optimismo, pero que no será sencillo de recorrer. La recuperación de la que tanto se ha hablado en las últimas semanas estará repleta de obstáculos y volver a los niveles previos al Covid no será un camino de rosas. “Vemos luz al final del túnel, pero el túnel será largo y sinuoso, con desaceleración a corto plazo por las restricciones a la movilidad hasta llegar al uso generalizado de las vacunas”, afirma Natalia Aguirre, directora de análisis y estrategia de Renta 4, que prevé que además de China, que ya registra niveles de PIB prepandemia, a final del próximo año solo EE UU lo consiga mientras que en el caso de la eurozona se retrasará a 2022. Una idea que se mantiene en línea con la defendida por Gonzalo Sánchez, gestor de renta variable Iberia en Gesconsult, que señala que 2021 será más un año de transición que de recuperación, tanto desde el punto de vista macro como de los mercados.

En un contexto de progresiva vuelta a la normalidad, el Ibex 35, un índice en el que bancos y cotizadas turísticas, dos de los negocios más golpeados en los últimos meses, tienen un fuerte peso, la remontada estará más sujeta a la evolución epidemiológica, las restricciones a la movilidad y las medidas de política monetaria. Con este escenario como telón de fondo, los analistas empiezan a actualizar su objetivo de Ibex. De acuerdo a las informaciones publicadas en las últimas semanas, el consenso del mercado espera que el selectivo español se mueva el próximo año entre la horquilla de los 9.000 y los 9.500 puntos. Es decir, desde los niveles del viernes al cierre supone otorgarle un potencial de revalorización de entre 12% y el 18%. “El Ibex tiene un componente muy cíclico. En 2020 se ha descolgado mucho por la recesión, pero en 2021 tiene mucho margen de recuperación”, afirma Joaquín García-Huerga, director de estrategia global de BBVA Asset Management& Global Wealth, filial de gestión de activos del grupo. Aun en el mejor de los escenarios, la Bolsa española seguiría estando un 6% por debajo de los máximos registrados en febrero, antes de que la pandemia irrumpiera en el Viejo Continente. Más pesimistas se muestran desde el departamento de análisis de Bankinter que según el informe de perspectivas para el primer trimestre del próximo año, el margen de revalorización del selectivo español se limita al 2%.

Los factores en juego

Para que estas expectativas más optimistas se conviertan en realidad es necesario que se den varios ingredientes. Victoria Torre, responsable de análisis y selección de fondos de Singular Bank, subraya que el mercado va a necesitar más evidencias para proseguir con las subidas. “Parte de la euforia por los avances en la vacuna ya están descontados en los ascensos que se han visto”, defiende. A la evolución de la pandemia y el apoyo del BCE, Diego Jiménez Albarracín, responsable de renta variable de Deutsche Bank en España, añade la mejora de América Latina, una región que tiene un fuerte peso en el negocio de las cotizadas españolas. Aguirre se muestra optimista al respecto y espera que esta región se beneficie de la recuperación del ciclo, la depreciación del dólar, las materias primas y un menor riesgo global.

Un papel importante jugarán los resultados empresariales, que este año como consecuencia de la paralización de la actividad han sufrido un batacazo. Desde UBS esperan que el Ibex 35 sea el índice mundial en el que los valores que lo integran registren un mayor incremento del beneficio por acción el próximo año. Tras reducirlo un 78,2% este ejercicio, en 2021 las estimaciones que manejan desde el banco suizo apuntan a un incremento del 205,6%. Lo que no logrará recuperarse por completo será el beneficio bruto de explotación (ebitda), que para el próximo año limitaría su ascenso al 24,4%.

En un escenario dependiente de la evolución de la pandemia y la vuelta a la normalidad, analistas y gestores defienden que la selección se hace ahora más necesaria que nunca. Los expertos se decantan por valores líderes en el sector en el que operan, como Grifols, Cellnex o Inditex, así como por cotizadas tanto cíclicas como defensivas que puedan verse favorecidas por las políticas de apoyo a la recuperación entre las que se encuentran el plan de infraestructuras de EE UU o el programa de reconstrucción de la UE, en el que las iniciativas sostenibles ocupan un papel destacado.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Sobre la firma

Gema Escribano
Periodista económica, con 13 años de experiencia como redactora. Formó parte de la web de Cinco Días desde 2010 hasta 2017 cuando pasó a integrar la sección de Mercados. Especializada en información bursátil y mercado de deuda. Estudió periodismo en Universidad Carlos III.

Archivado En

_
_