Noticia patrocinada

La inmediatez y la autonomía expanden el pago aplazado digital

Oney, empresa pionera en ofrecer este medio en España, ha duplicado su negocio en cuatro años

La inmediatez y la autonomía expanden el pago aplazado digital

Las relaciones de clientes y establecimientos comerciales se han revolucionado, como casi todo, con la llegada de la digitalización. Hábitos de siempre con medios innovadores es la realidad del momento. Bien lo saben en Oney, empresa financiera de ámbito europeo, donde han hecho de un método de pago tradicional pero renovado, el pago aplazado, su seña de identidad.

"Tenemos una cultura muy ligada al comercio y nos dedicamos a detectar sus necesidades aportando distintas soluciones financieras y de pago", asegura Santiago Caballero, director de Pago Aplazado de Oney, quien añade que "la tendencia es la utilización de medios de pago digitales porque, entre otras cosas, facilitan la autonomía del cliente y la inmediatez".

Esta compañía, cuyos accionistas son BPCE, segundo grupo bancario en Francia, y Auchan Holding, ofrece diversos servicios, como préstamos personales, tarjetas de establecimientos comerciales y facilidades de pago y seguros. Sin embargo, en España han hecho historia al "ser pioneros en poner a disposición de los clientes la solución de pago aplazado 3x 4x Oney en el comercio online", destaca Caballero.

Santiago Caballero, director de Pago Aplazado de Oney,
Santiago Caballero, director de Pago Aplazado de Oney,

3x 4x Oney es un servicio de pago aplazado, que permite realizar el abono de una compra en plazos de tres, cuatro, seis, diez y doce veces, con la tarjeta bancaria de débito o de crédito y que sirve tanto para las compras presenciales como las online.

El director de este servicio explica así su funcionamiento: "En el caso de una compra online, una vez elegido el producto, el cliente selecciona 3x 4x Oney como método de pago y, a continuación, verifica sus datos personales y su tarjeta bancaria, así como la cantidad de plazos en los que quiere abonar la compra".

En el caso de que la compra se efectúe en un establecimiento de forma presencial, "el funcionamiento de este medio de pago es exactamente el mismo, lo que ocurre es que el cliente realiza aquí la operación con su móvil, donde recibirá un sms por el que se valida la compra y el pago aplazado". Caballero advierte que, dependiendo del comercio, 3x 4x Oney puede ser gratuito para el cliente o el establecimiento le puede cobrar una comisión. "Es una decisión del comerciante, no nuestra", aclara.

Evolución del método

La inmediatez y la autonomía expanden el pago aplazado digital

El mercado de Oney lo constituyen, principalmente, las cadenas comerciales. "Estamos muy orientados a los grandes establecimientos, ahora trabajamos con mas de 60 comercios TOP retailers como: Decathlon, Leroy Merlin, Samsung, Xiaomi, Cecotec, Backmarket o Norauto entre otros, a la vista del potencial de esta solución de pago, en los próximos meses ofreceremos la solución a comercios de cualquier tamaño y expandirnos de una forma masiva", señala el directivo de la empresa.

En comercio online, Oney prácticamente ha duplicado la producción y el número de comercios adheridos en los últimos cuatro años. En España, la penetración es del 1%, pero en el resto de Europa llega al 6%. "Hay estudios que indican que en el año 2023, la penetración en Europa oscilará entre el 9% y el 10%. Es un crecimiento que se constata año tras año", destaca Caballero.

La evolución de 3x 4x Oney ha experimentado un empujón debido a la pandemia. Según Santiago Caballero, "se ha observado claramente un cambio de hábitos durante los meses de confinamiento y hemos llegado a tener facturaciones récords, similares al Black Friday del año pasado".

Para este directivo, la situación excepcional que se ha vivido en 2020 "ha forzado a la gente a probar cosas nuevas y a perder el miedo". La pandemia ha servido para potenciar, no solo el comercio online, sino también los medios de pago digitales, como 3x 4x Oney o las tarjetas contactless. La buena tendencia se ha mantenido incluso después del confinamiento y, así, por ejemplo, "este último Black Friday los pagos en el comercio online respecto al comercio físico han crecido casi un 15% con respecto a 2019, aun estando las tiendas abiertas", afirma Caballero.

La inmediatez y la autonomía expanden el pago aplazado digital

La paulatina expansión de métodos como el pago aplazado que ha traído la pandemia de coronavirus se ha dejado notar también en la edad de los clientes que acuden a esta solución. Si bien casi el 50% de los usuarios tiene entre 31 y 45 años, la franja de edad entre 46 y 65 años supone ya el 30%, "lo que es un dato muy importante, pues parece que ya no hay tanta brecha entre unas edades y otras". Santiago Caballero añade que en un estudio reciente realizado por Oney, que identifica al tipo de clientes de la solución, el 70% son hombres y el 30%, mujeres.

Artículos más comunes

En cuanto a los productos que más se compran por medio del pago aplazado se encuentran los electrodomésticos, los artículos deportivos y la electrónica de consumo, especialmente móviles. Pero en este aspecto también se han producido cambios en el último año. En la actualidad se nota más su uso en el sector textil y en el educativo.

"Inmediatez y autonomía del cliente son conceptos que están calando cada vez más en la sociedad. Aunque también hay que responder a las necesidades del comercio y, con el pago aplazado, se ayuda a vender productos a los que el cliente no puede acceder si el pago es realizado de una sola vez", manifiesta el director de este servicio de Oney.

Los tiempos avanzan y las modalidades comerciales con ellos. A partir de 2021, la empresa empezará a ofrecer a los comercios el servicio Compre ahora y pague después. "Al final, de lo que se trata es de buscar la conveniencia para cliente y comercio dentro de las capacidades tecnológicas que tenemos hoy en día", concluye Santiago Caballero. 

Normas
Entra en El País para participar