"Harían falta dos generaciones para alcanzar la plena capacitación digital"

Sigue en directo el debate de los expertos de Foro Futuro sobre los retos que plantea el nuevo entorno al sector productivo

Foro Futuro, observatorio de investigación económica organizado por Cinco Días con el respaldo de Grupo Santander, plantea los retos de la digitalización de la economía y la empresa. En la mesa del debate digital se han sentado Gloria Hervás, directora de Public Policy en Banco Santander; Carina Szpilka, presidenta de la Asociación Española de la Economía Digital (Adigital); Santiago Carbó, catedrático de Análisis Económico de la Universidad de Granada y director de Estudios Financieros de Funcas; Fernando Fernández, profesor de Economía del IE Business School; y Francisco Pérez, profesor emérito de Análisis Económico de la Universitat de València y director de Investigación del Ivie.

La velocidad de vértigo a la que se desenvuelve la tecnología somete a una transformación continua a la sociedad, la economía, las relaciones humanas y las fórmulas de producción de las empresas. Todos los años transcurridos han sido de evolución sistemática, con la irrupción de funciones laborales nuevas que han cambiado el paisaje laboral, pero que seguirán haciéndolo en los próximos años. Los exploradores del futuro aseguran que más de la mitad de las ocupaciones laborales actuales habrán desaparecido en un par de décadas y habrán sido sustituidas por otras que aún desconocemos.

Sobre cómo afrontar con éxito la digitalización económica, aprovechando la disponibilidad de financiación por parte de la Unión Europea para superar la durísima crisis del covid-19, cómo hacerlo de forma inclusiva, cómo habilitar de formación digital a las nuevas generaciones, cómo potenciar el papel de las empresas en los mercados externos o cómo eliminar los riesgos para la seguridad en el uso de los datos, se ha debatido en la nueva sesión de Foro Futuro.

"España está rezagada para poder actuar, falta ambición en los presupuestos actuales y saber con certeza hacia dónde nos dirigimos", comenta Carbó. "Tenemos muchos retos por delante, las grandes tecnológicas están aportando un gran valor y se encuentran en una situación muy aventajada para poder entrar en sectores, como en el sector financiero, por ejemplo, pero los hábitos comerciales van por delante de las normas".

La economía digital contribuye un 19% al PIB, es el segundo sector por detrás del inmobiliario en la economía española. Según Szpilka, los sectores "tractores" de la digitalización, los pioneros, han sido  las tecnológicas y las telecomunicaciones seguidas de cerca por los medios de comunicación y la banca. Sin embargo, para aumentar la digitalización hace falta promover la capacidad digital, y España aún está lejos de alcanzar su objetivo. "Harían falta dos generaciones para que los jóvenes que se integren al mercado laboral lo hagan al mismo nivel que aquellos en las economías más avanzadas en la digitalización. Dos generaciones es mucho, y no parece que las cosas vayan remando a favor, sino todo lo contrario". Tal y como argumenta la directora de Adigital, "hace falta incorporar un plan de educación digital que comience en la educación infantil y llegue hasta la universidad, con un foco muy importante en la formación profesional".

Hervás, por su parte, argumenta dos requisitos que el nuevo marco regulatorio debe cumplir. "La regulación no puede ser una barrera para incorporar tecnologías, ya que la norma está muchas veces  pensada en el mundo físico, y tiene que tener en cuenta las nuevas dinámicas que se están produciendo, como las lineas entre sectores que son cada vez más difusas o las relaciones en el mundo de las plataformas, por ejemplo, que están cambiando". Según la directora de Public Policy en Banco Santander hay varios elementos que el nuevo marco regulatorio debe incluir. "Hace falta un reglamento para compartir datos, ya que la capacidad competitiva en el futuro está en el acceso a los datos; los pagos instantáneos; el acceso a infraestructuras o la capacidad de dar servicios cruzando fronteras", comenta.

El coronavirus ha acelerado muchos procesos digitales en a penas unos meses, sin embargo, según Fernández, hay que revisar estos avances. "Muchas cosas que hemos hecho durante el covid por necesidad habrá que revisarlas para plantear la digitalización como una transformación transversal que afecta a todo el modelo de negocio de las empresas y de la sociedad".

“Hay esperanza, porque ahora nos llega un montón de dinero, llega muy deprisa que deberíamos utilizarlo lo mejor posible”, acaba el catedrático de Análisis Económico de la Universidad de Granada y director de Estudios Financieros de Funcas. Szpilka conviene. "Soy optimista, tenemos una ocasión única para canalizar bien todos los fondos que vamos a recibir".

"Creo que no vamos a tardar tanto, estamos en la frontera y la aproximación se va a producir porque la presión es formidable, el punto clave va a ser la capacitación en el nivel directivo, de los especialistas y en el conjunto de los trabajadores, hay retos muy importantes para el sistema educativo", concluye Pérez.

Normas
Entra en El País para participar