Crónica bursátil

El Ibex firma el mejor mes de su historia con un alza del 25%

Los avances de las vacunas contra el Covid-19 y la apuesta por valores más castigados en la pandemia impulsan al índice en noviembre

El Ibex firma el mejor mes de su historia con un alza del 25% pulsa en la foto

El aumento de los contagios y la vuelta a las restricciones en gran parte de Europa no han impedido a los inversores disfrutar de un mes histórico en los mercados financieros. Con el planeta inmerso en la segunda y tercera ola de la pandemia, los avances científicos en la lucha contra el virus han servido de contrapunto. La esperanza de que pronto se inicie el proceso de inmunización y que esto permita la vuelta a la normalidad unido a los movimientos corporativos en el sector bancario y el resultado de las elecciones en EE UU han sido ingredientes suficientes para que el Ibex firme el mejor mes de su historia con un alza del 25,18%, superando las subidas del 16,6% registrada en junio de 2012, hasta la fecha considerado como el mejor mes de la historia del selectivo.

A pesar de la euforia vivida en las últimas cuatro semanas en la última jornada del mes los inversores optaron por recoger beneficios. Ni siquiera el anuncio de Moderna, que ha solicitado el uso de emergencia de su vacuna a la FDA (la autoridad sanitaria de EE UU) así como la autorización para su distribución en Europa sirvió para prolongar las subidas. El Ibex 35, en sintonía con el resto de Bolsas europeas, hizo ayer un alto en el camino y cedió un 1,39%. Con este descenso el selectivo español pierde los 8.100 puntos que conquistó el 24 de octubre.

Corrección aparte desde los mínimos de marzo el Ibex 35 sube un 32,25%, remontada que aunque significativa es insuficiente para que la Bolsa española retorne a las ganancias en el año. A diferencia de otros índices como el Dax alemán, que la semana pasada se sacudió los números rojos, o los estadounidenses, que en noviembre han marcado nuevos máximos históricos, el Ibex 35 retrocede un 15,42% en el año. Lo que sí ha logrado el selectivo es desprenderse de la etiqueta de peor índice europeo, calificación que queda reservada para el FTSE británico (-16,92%).

Las subidas de la Bolsa en noviembre no han sido una tendencia exclusiva de la española. Si bien el Ibex 35 ha sido el índice más alcista, los ascensos se han repetido a lo largo y ancho del Continente. Al igual que la Bolsa española el Euro Stoxx lograr cerrar el mes como el mejor de su historia con un alza del 18%, comportamiento que se repite en el Mib italiano (22,95%). Por su parte, con una subida del 20,12% el Cac francés pone el broche al mejor mes desde febrero de 1988 y el Dax alemán se anota un 15% en el que ha sido el mejor mes en 17 años y medio.

Al otro lado del Atlántico y con el inicio de la transición pacífica en la Casa Blanca, el Dow Jones subía a media sesión un 11,5% en noviembre, ascensos que alcanzan el 11,3% en el Nasdaq y el 10,2% para el S&P 500.

De regreso a Europa, todos los sectores cerraron en mes en positivo, pero fueron los de corte cíclico, los grandes beneficiados ante una hipotética recuperación, los que mejor lo hicieron. Por encima de todas destacó el energético que avanzó un 30,6%. Le siguió de cerca el bancario que avanzó un 30,16%, subidas que estuvieron soportadas por los rumores de consolidación, las expectativas de la vuelta a los dividendos en 2021 y la idea de que caso de una recuperación el crédito se recupere y las provisiones para hacer a los impagos se reduzcan. Junto a la banca y las energéticas también sobresalieron los ascensos de las aseguradoras (24,78%) y la industria automovilística (21,86%). Esta última saca partido además de la victoria de Joe Biden y su estrategia de rebajar las tensiones arancelarias de la Administración Trump.

Con la vista puesta en la recta final del año los analistas se muestran cautos. Juan José Fernández Figares, director de análisis de Link Securities, defiende que antes de lograr la inmunidad, el escenario económico va a empeorar mucho, sobre todo en Europa, región en la que la segunda ola de la pandemia ha pegado con mucha fuerza. “La recuperación económica llegará. el principal problema es saber desde qué niveles se deberán recuperar las distintas economías”, añade. Después de las fuertes subidas registradas en las últimas semanas Figares no descarta una fase de consolidación, antes de que las bolsas retomen la tendencia alcista de la mano del inicio del proceso de vacunación y de las nuevas actuaciones que en materia de política monetaria que se esperan que anuncien el BCE y la Fed en el mes de diciembre.

El apetito por el riesgo no ha impedido a la renta fija prolongar la caída de los rendimientos. El bono español ha revalidado en reiteradas ocasiones su mínimo anuales y cierra noviembre en el 0,081%, por encima del 0,051% de la semana pasada, pero por debajo del 0,135% de octubre con la prima de riesgo en los 65 puntos básicos. El bono de EE UU al mismo plazo concluye en el 0,84%, en línea con octubre, y el alemán, en el -0,57%, ligeramente por encima del -0,62% del pasado mes.

Normas
Entra en El País para participar