Banca

Santander anuncia un ERE en España, Reino Unido, Polonia y Portugal y un cierre de oficinas

En solo tres meses el banco ha reducido en más de 300 sucursales su red en España

Consejero delegado de Banco Santander, José Antonio Álvarez
Consejero delegado de Banco Santander, José Antonio Álvarez

El consejero delegado de Banco Santander, José Antonio Álvarez, ha reconocido hoy que el grupo pondrá en marcha un EREa en Europa en los próximos días. En concreto, en España, Reino Unido, Portugal y Polonia. El banco cuenta en estos cuatro mercados con 67.800 empleados y 4.700 oficinas.

El plan, no obstante, no afecta a Openbank y Santnder Consumer Finance, entidades que se fusionarán para crear una única plataforma.

Aunque no ha facilitado ningún número sobre a la plantilla que afectará el nuevo ERE, ha explicado que "como siempre, el proceso se llevará a cabo con el diálogo" con los sindicatos. 

El periódico Expansión ha publicado hoy que el banco prepara un ERE que afectará a unos 3.000 empleados, el 10% de la plantilla en España.

Tan solo entre septiembre, octubre y las oficinas previstas de cierre en noviembre el número de clausuras de sucursales se sitúan en unas 300.

El objetivo del grupo es reducir costes en otros 1.000 millones de euros en Europa en dos años, que se suman a los 1.000 millones reducidos desde que se implantó el plan estratégico en abril de 2019 hasta el cierre del presente ejercicio.

Álvarez ha explicado que el banco no está interesado en participar en la nueva oleada de fusiones debido a que no necesita ganar más escala en la mayoría de los mercados en los que opera, por lo que prefiere centrarse en sus estrategias de crecimiento orgánico.

El banco aboga por ejecutar una estrategia que le permita alcanzar los objetivos marcados "sin mayores complicaciones". Además, Álvarez ha recordado que el Santander ha participado en el pasado en varias operaciones de crecimiento inorgánico para conseguir la escala deseada en los mercados en los que opera.

"Teniendo en España una cuota del 20%, no veo que nos haga falta más escala. Esto es así en la mayoría de mercados donde operamos y, por tanto, preferimos estar centrados en las estrategias internas que ha presentado la presidenta en la junta de accionistas, además de gestionar los negocios que tenemos en un entorno con mucha incertidumbre que requiere toda nuestra atención", ha explicado el consejero delegado de Santander.

Así lo ha puesto de manifiesto durante la presentación de resultados del tercer trimestre a analistas e inversores, en la que uno de ellos le ha preguntado qué haría falta para que el Santander interviniese en una compra o fusión en Europa o Estados Unidos.

Banco Santander cerró los nueve primeros meses del año con unas pérdidas de 9.048 millones, frente a un beneficio de 3.732 millones de euros registrado un año antes, debido a que en el trimestre pasado registró una actualización del fondo de comercio de sus inversiones históricas y de los activos fiscales diferidos (DTAs), lo que generó un cargo extraordinario sin efecto en caja de 12.600 millones de euros. El banco, de cualquier forma mejora los 10.798 millones en números rojos contabilizados hasta junio.

En este contexto, el banco obtuvo un beneficio ordinario de 3.658 millones de euros entre enero y septiembre, un 33% menos que hace un año, por las mayores provisiones relacionadas con el Covid-19 para encarar potenciales deterioros de activos. Con estos resultados el banco confirma que prevé cerrar el ejercicio con un resultado ordinario de 5.000 millones.

En el tercer trimestre estanco ganó 1.750 millones, un 18% más, al observarse “mejores tendencias en el tercer trimestre”, con una fuerte recuperación de los ingresos (+7%) y menores dotaciones por insolvencias (-14%). La calidad crediticia se mantuvo “sólida”, con una reducción en la tasa de mora de 32 puntos básicos en los últimos 12 meses, hasta el 3,15%, precisa la entidad.

Casi la mitad de las ventas de productos del banco, el 44%, se realizaron por canales digitales durante al año, frente al 36% en 2019.

A lo largo de estos meses, Santander ha concedido moratorias a hipotecas y otro tipo de préstamos por más de 114.000 millones, alrededor de un 13% de su cartera crediticia. De ellas, el banco recuerda que el 66% ha expirado.

Por áreas geográficas, la entidad logró un beneficio ordinario de 2.022 millones en Europa (un 44,4% menos), debido a los menores ingresos de clientes, a las mayores provisiones por la pandemia y a la desaceleración macroeconómica. En España, el beneficio fue de 497 millones, un 58% menos que el año pasado, debido a las provisiones, aunque destacó la mejora intertrimestral de los ingresos, impulsada por la recuperación de las comisiones.

Santander Consumer Finance, el área dedicada a financiar bienes de consumo, vio caer su beneficio ordinario un 22%, hasta 761 millones, por las medidas de confinamiento en la mayoría de los mercados en los que opera. En Norteamérica, que incluye México y Estados Unidos, la ganancia ordinaria bajó un 12%, hasta 1.061 millones. En América del Sur, la entidad ganó 2.119 millones, un 10% menos. Este área está encabezado por Brasil, donde obtuvo 1.545 millones, un 11% menos, también por las provisiones por la pandemia.

Modificación de la distribución

Cambios por la digitalización. Los ahorros de costes de 1.000 millones hasta 2022 anunciados ayer para Europa se concretarán por la simplificación del catálogo de productos, el uso compartido de los desarrollos tecnológicos y la adaptación del modelo de distribución, como consecuencia de la aceleración de la digitalización, explicó José Antonio Álvarez.

Morosidad de la moratoria. Del 66% de estas moratorias que ya han vencido, sólo un 2% son de dudoso cobro, lo que da al banco una mayor visibilidad del impacto que van a tener en el aumento de la morosidad, explicó Álvarez.

Coste del crédito. El banco ha mejorado la previsión de su coste del crédito en 2020 hasta un 1,3%, frente a la previsión anterior de 1,4-1,5%, por la tendencia positiva del comportamiento de los clientes y mejor previsión macro.

Normas
Entra en El País para participar