BOE

Las cotizadas deberán decir en las cuentas de 2020 si toman medidas ante consejeros imputados

El BOE publica la circular que adapta el informe de gobierno corporativo de 2020 al nuevo código de buen gobierno

Sede de la CNMV, en Madrid.
Sede de la CNMV, en Madrid.

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha modificado los modelos del informe anual de gobierno corporativo y del informe anual de remuneraciones de los consejeros de sociedades cotizadas para adaptarlos a la reciente revisión del Código de Buen Gobierno, aprobado este mes de junio por la CNMV.  Las modificaciones se han incluido en una circular publicada hoy por el Boletín Oficial del Estado y que reforma dos circulares anteriores, del año 2013. Dicha circular incluye una disposición transitoria sobre cómo reflejar en el informe de 2020 el cumplimiento o no de las recomendaciones de dicho Código de Buen Gobierno.

Así, las cotizadas deberán decir si han introducido cambios requeridos, como por ejemplo la adopción de una política que favorezca la competencia y la diversidad (de edad, experiencia y género) dentro del consejo de administración (recomendación 14 del código de buen gobierno).

Las empresas también deberán informar si han fijado reglas que obliguen a los consejeros a dimitir en caso de verse en situaciones que puedan afectar al riesgo reputacional. Las empresas deben determinar también si los consejeros deben informar al consejo en caso de figurar como investigados en causas judiciales, como reza la recomendación 22 del código.

El propio consejo también debería analizar si en estas situaciones deben adoptar medidas como una investigación interna o el cese del consejero. Igualmente, el código de buen gobierno aconseja que los ceses de los consejeros sean suficientemente explicados. El código aconseja también que en las comisiones ejecutivas haya dos consejeros no ejecutivos. La lucha contra la corrupción es uno de los ejes sobre los que se ha construido el nuevo código de buen gobierno.

Asimismo, las sociedades deberán decir si han adoptado la recomendación de que la retribución variable de los directivos esté ligada "a una comprobación suficiente de que se ha cumplido las condiciones". Las cotizadas también deberán informar los métodos para la comprabación de este pago variable. Igualmente, el código de buen gobierno insta a que las entidades incluyan cláusulas que permitan la reducción o cancelación del pago variable, cuando este se abone en diferido.

La reforma del Código de Buen Gobierno fue aprobada por el Consejo de la CNMV el pasado 25 de junio. Esta reforma se basó en cuatro ejes: fomentar la presencia de mujeres en los consejos de administración, dar más relevancia a la información no financiera y sobre sostenibilidad, prestar mayor atención a los riesgos reputacionales y clarificar aspectos relativos a la remuneración de los consejeros.

Normas
Entra en El País para participar