Grifols alerta de que el Covid ha dejado en mínimos las reservas de plasma en Europa

La junta de accionistas, que ha tenido una representación del 74% del capital, aprueba los puntos del día

Raimon Grífols y Víctor Grífols Deu, consejeros delegados de Grifols, en la junta de accionistas de 2017.
Raimon Grífols y Víctor Grífols Deu, consejeros delegados de Grifols, en la junta de accionistas de 2017.

La farmacéutica española Grifols ha alertado de la escasez de plasma en Europa para producir medicamentos, provocada por la pandemia del Covid-19. Durante su junta de accionistas celebrada hoy, el co-consejero delegado de la compañía, Víctor Grífols Deu, ha expresado que “el factor del miedo está generando una caída de las donaciones de plasma. La gente tiene miedo a donar y esto provoca una escasez en la industria del material para fabricar medicamentos que salvan vidas. Estamos llegando a este punto como industria estamos preocupados”.

Precisamente, Grifols cifra en 200 millones de euros el impacto de la pandemia en su negocio hasta final de año, debido al aumento del coste por litro de plasma provocado por la menor afluencia de personas que acuden a sus centros de obtención de plasma, fundamentalmente en EE UU. Según expresó el director financiero de Grifols, Alfredo Arroyo, durante el encuentro anual de la compañía con sus accionistas (esta vez celebrado de forma telemática) la farmacéutica de origen catalán ha diseñado un plan de ahorro de costes por 100 millones que permitirá reducir a la mitad ese impacto en el ejercicio.

Además, Grífols Deu ha asegurado que la compañía no aplicará ninguna reducción de sueldos, despidos o ERTE, por lo que el citado plan de ahorro no afectará a los empleados. Es más, el directivo ha explicado que la compañía ha puesto en marcha una iniciativa para incentivar a todos los trabajadores del grupo que han estado en primera línea durante la pandemia como muestra de agradecimiento al trabajo desempeñado.

Los accionistas aprueban el dividendo

La junta general ordinaria de accionistas de Grifols correspondiente al ejercicio 2019 ha contado con la representación de 448 accionistas que representan el 73,6% del capital social de la compañía con derecho a voto. La delegación de voto en el consejo de Grifols se ha situado en el 78,3% del quorum y en el 57,6% del capital social.

Una vez finalizada la sesión, los accionistas de Grifols han aprobado destinar más de 250 millones de euros a dividendos (aproximadamente 0,36 euros brutos por acción) en 2019. Esta cantidad total incluye el dividendo preferente de 0,01 euros brutos asociado a cada acción de Clase B.

La distribución del dividendo se ha realizado en dos pagos: uno a cuenta ya pagado en diciembre de 2019 de 0,20 euros brutos por acción y un segundo pago de aproximadamente 0,16 euros brutos por acción, que se hará efectivo a partir del 28 de octubre de 2020. Esta distribución mantiene el ‘pay-out’ en el 40% del beneficio neto consolidado del grupo. Durante los últimos cinco años, Grifols ha distribuido más de 1.200 millones de euros a dividendos.

Entre los puntos del orden del día ratificados por los accionistas también destacan la aprobación de las cuentas anuales, individuales y consolidadas, la reelección de Víctor Grífols Deu, Thomas Glanzmann y Steve F. Mayer como miembros del consejo y la ratificación del nombramiento de James Costos. También han aprobado la reelección de auditores y el informe de anual de remuneraciones del consejo, con carácter consultivo.

Expansión internacional

Según explicó el presidente de la farmacéutica, Víctor Grífols, uno de los objetivos de la compañía es continuar con su expansión internacional, en la línea del último ejercicio, que ha permitido ganar presencia en China y Norteamérica.

Y es que, el acuerdo de alianza estratégica alcanzado con Shanghai RAAS, anunciado en 2019 y cerrado en 2020, ha permitido a Grifols fortalecer su posición en China, uno de los mercados mundiales con mayor potencial de crecimiento de productos plasmáticos y de soluciones de diagnóstico transfusional. Además, la adquisición de diferentes activos en Canadá a GC Pharma (grupo Green Cross), cuyo cierre se ha anunciado recientemente, ha convertido a Grifols en el único productor comercial de medicamentos plasmáticos a gran escala en ese país.

Además, Grifols ha anunciado un acuerdo para adquirir el resto del capital de Alkahest por 146 millones de dólares (123,7 millones de euros al cambio) para potenciar la investigación y el desarrollo de terapias innovadoras basadas en el conocimiento del proteoma del plasma humano para enfermedades relacionadas con el envejecimiento.

En 2019 los ingresos de Grifols aumentaron un 13,6% y se situaron en 5.099 millones de euros mientras que el beneficio neto incrementó un 4,8% hasta 625 millones de euros. Igualmente, cerró el proceso de refinanciación de su deuda, consiguiendo una mejora de su coste medio y alargando los vencimientos. Además, en 2020 la compañía ha reforzado su posición de liquidez mediante la ampliación de la línea de crédito revolving y a cierre de junio contaba con 1.900 millones.

Normas
Entra en El País para participar