Banca

La morosidad sube en julio al 4,72%, su primer avance por el coronavirus

La caída del saldo del crédito bajó en el mes a 1,225 billones de euros, lo que influyó en el ratio de impagados

Morosidad Pulsar sobre el gráfico para ampliar

Primer rebrote de la tasa de morosidad desde que empezó la crisis del coronavirus. Los créditos impagados de bancos, antiguas cajas y cooperativas a particulares y empresas se elevó ligeramente en julio, hasta el 4,72%, frente al 4,67% del mes precedente, según los datos del Banco de España. Pese a ello, es la ratio más baja de la década, con excepción del mes de junio.

La causa de este repunte, segundo del año tras el que se produjo en enero, se debe a la caída del crédito en julio y no a un aumento de los impagados, aunque las previsiones del sector y de los supervisores son que la morosidad se dispare en unos meses, una vez que finalicen las iniciativas del Gobierno y del sector para paliar los efectos económicos de la pandemia, como son los créditos con aval del ICO, o las moratorias y los ERTE. Será entonces cuando se espera un despegue de la mora.

El saldo del crédito bajó al finalizar este último mes de julio a 1,225 billones de euros, desde los 1,241 billones alcanzados en junio, en pleno estado de alarma, y gracias a los avales y créditos ICO.

La tasa de morosidad, pese al repunte, se sitúa más de medio punto por debajo del 5,22% de julio de 2019.

Los créditos dudosos descendieron por segundo mes consecutivo, hasta los 57.837 millones de euros en julio (128 millones menos que en junio), tras los ascensos de marzo, abril y mayo, que coincidieron con los primeros meses de pandemia de coronavirus. Respecto a julio de hace un año, el saldo decreció un 8,2%.

Las cifras incluyen el cambio metodológico en la clasificación de los establecimientos financieros de crédito (EFC), que, desde enero de 2014, han dejado de ser considerados dentro de la categoría de entidades de crédito. Sin incluir los cambios metodológicos, la ratio de morosidad se situaría en el 4,85%, puesto que el saldo de crédito fue de 1,19 billones de euros en julio de 2020, al excluirse el crédito de los EFC.

Las provisiones de las entidades financieras se situaron en 39.864 millones de euros en julio, 10 millones por encima de junio (+0,03%), un mes en el que esta partida había aumentado un 4,14%. Frente al mismo mes de 2019, la caída fue del 0,07%.

Las entidades financieras están realizando provisiones extras por las incertidumbres futuras que se plantean por la crisis derivada del Covid.

Normas
Entra en El País para participar