Barclays: Bankia ya se ha 'comido' toda la prima que puede ofrecer CaixaBank

No prevé nuevos movimientos de concentración en España hasta 2021

Barclays: Bankia ya se ha 'comido' toda la prima que puede ofrecer CaixaBank
EFE

Los términos en que CaixaBank y Bankia presentarán su proyecto de fusión están por definir pero en Barclays no creen que los accionistas de Bankia puedan aspirar a una prima superior al 20% respecto al precio medio de cotización de los dos últimos meses, de 1,11 euros por título, considerando la evolución en Bolsa desde el 31 de julio al 4 de septiembre incluido, la jornada en que el valor reaccionó al anuncio de las negociaciones.

Es el umbral a partir del que, en opinión del banco británico, la operación perdería atractivo para los accionistas de Caixabank, al tiempo que daría al Estado una participación en el capital del nuevo grupo superior al 15%.Y a la vista de la fuerte reacción al alza de las acciones de Bankia, en espera de conocer aún cuál sería la ecuación de canje, los títulos de la entidad habrían absorbido ya ese 20% de prima máxima, el límite por el que según Barclays quedarían en desventaja los accionistas de CaixaBank. Las acciones de Bankia cotizan hoy a 1,36 euros, más del 20% por encima del citado precio medio de 1,11 euros. 

A la espera de conocer detalles sobre la fusión, Barclays mantiene su recomendación de mantener las acciones de Bankia, con un precio objetivo de 1,2 euros por acción, y de sobreponderar los títulos de CaixaBank, que continúa siendo su banco español predilecto. En un informe fechado este lunes, sostiene que el acuerdo propuesto generará beneficios por acción a partir del segundo año y estima que la nueva entidad tendría un RoTE pro forma situado en torno al 8,6% en 2022.

En opinión de Barclays, el acuerdo de fusión tiene muchas posibilidades de cerrarse, puesto que el Estado sería el segundo mayor accionista, no el accionista de control. De hecho, la fusión con CaixaBank es la única opción entre la banca española que permite más claramente la privatización de la entidad, dejando al FROB como accionista secundario.

 Considera realista un objetivo de sinergias que contemple que el 75% de los empleados de cada sucursal cerrada abandone la entidad y apunta a Madrid y Valencia como las comunidades autonómas con mayor grado de solapamientos, ya que en conjunto representan el 42% de oficinas.

La cuota de mercado de la nueva entidad también será un aspecto importante en el proyecto de fusión. Es el área de pensiones, con una cuota del 33%, en la única en el que podrían aparecer problemas de concentración, según Barclays, que considera que a partir del 30% las autoridades de competencia podrían exigir una rebaja de la posición.

La fusión CaixaBank-Bankia sería el primer paso en el proceso de concentración bancaria por el que aboga el BCE para fortalecer al sector. Sin embargo, en Barclays no prevén nuevas operaciones en el mercado español hasta al menos principios de 2021, una vez se hubiera concretado la unión de CaixaBank y Bankia.

Sabadell está ahora en todas las quinielas, pero en Barclays consideran que todavía es pronto para esperar un acercamiento por parte de BBVA y recuerdan que la entidad que preside Carlos Torres tiene en la actualidad importantes focos de incertidumbre en algunos de los principales mercados en los que opera, Turquía, México y Estados Unidos.

 

 

 

 

 

 

Normas
Entra en El País para participar