Política

Moncloa respalda la fusión: “Mientras se persigan los objetivos, el Gobierno dará su visto bueno”

La portavoz del Ejecutivo recalca la cohesión territorial que se deriva de la operación

Imagen de una reunión del consejo de ministros
Imagen de una reunión del consejo de ministros GTRES

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha defendido la fusión de CaixaBak y Bankia, en términos muy claros y similares a los expuestos ayer por el presidente del Gobierno. La portavoz ha indicado que "es momento de felicitarnos" por la buena acogida que ha tenido la operación, declaraciones que contrastan abiertamente con las dudas del socio de la coalición, Unidas Podemos, que la considera "preocupante".

Así, Montero ha detallado los criterios del Ejecutivo a la hora de analizar la operación, todos valorados de forma positiva según la portavoz. Así, el interés general de la ciudadanía, la maximización del valor de la participación del Estado, donde Montero ha destacado la subida en Bolsa, la estabilidad del sistema financiero y la cohesión territorial. "A nadie se le escapa el origen de las dos entidades", ha apuntado en este sentido Montero, que ha destacado también "la disposición manifestada por ciudades de relevancia para acoger la sede social". Así, "mientras se consigan estos objetivos, el Ejecutivo dará su visto bueno".

Asimismo, preguntada por si el Gobierno tiene previsto salir del capital de la nueva entidad en 2021, cuando estaba prevista la salida del accionariado de Bankia, ha indicado que hay que ir "paso a paso". No osbtante, ha añadido que actualmente lo importante, además de permitir que el proceso continúe, es "reforzar la participación pública en la toma de decisiones de la nueva entidad", así como fortalecer el papel del ICO. Dos guiños a los planteamientos de Unidas Podemos, partidario de haber convertido Bankia en una entidad de banca pública.

La de hoy ha sido la primera reunión del consejo de ministros tras el anuncio de negociaciones de fusión entre Bankia y CaixaBank. La operación ha generado discrepancias en el seno del Ejecutivo; mientras ministros de Unidas Podemos han calificado la operación de "preocupante" por la concentración de negocio y por su preferencia hacia una banca pública, desde el PSOE la operacion se ha visto con buenos ojos. El presidente del Gobierno dijo ayer que tiene "muchos aspectos positivos".

Además, el área económica del Gobierno no informó al resto de ministros de la operación, tal y como reconoció el propio Sánchez. El líder de Podemos ha asegurado en una entrevista esta mañana en la cadena SER que "las cosas que tenga que decir al presidente del Gobierno se las diré al presidente del Gobierno".

Por otra parte, respecto a la discusión, aireada por el vicepresidente del Gobierno, provocada por su malestar al no informarle Pedro Sánchez de  la salida de España del Rey Emérito, la portavoz del Gobierno se ha limitado a asegurar que "las conversaciones bilaterales no las conocemos y están en el marco de la relación bilateral".

Normas
Entra en El País para participar