Una asociación de autónomos pone en duda el valor de la globalización

CIAE y COPYME alertan de que la globalización pone en peligro a las pequeñas empresas.

globalización autónomos pymes

La Confederación Intersectorial de Autónomos del Estado Español (CIAE) y la Confederación General de las Pequeñas y Medianas Empresas del Estado Español (COPYME) consideran que la globalización de las grandes empresas provoca que las pymes se debiliten ya que las grandes corporaciones, según afirman, “refuerzan las tendencias monopolísticas y concentran el capital, las carteras de los fondos buitre y volverán a hacer su agosto en el mercado inmobiliario y financiero”.

Ambas instituciones alertan de que la crisis provocada por el coronavirus “ha puesto en evidencia la mentira del mercado autorregulado” demostrando que tal y como se estructura el mercado “no da respuesta a las necesidades sociales” y consideran “paradójico que muchos de los que se autoproclaman defensores del mal llamado libre mercado, y devotos de un Estado pigmeo, acaparan ayudas y rescates con fondos públicos, en competencia con las actividades económicas que son más vulnerables”.

Para evitar este problema han sugerido un cambio en el concepto de globalización, ya que de lo contrario, temen que muchos pequeños negocios terminen por desaparecer. “Esto producirá una proletarización de la clase media y lo que conocemos como sociedad de consumo se irá adaptando definitivamente al nuevo contexto que se avecina”, han advertido.

A su vez, señalan que de producirse esto, el consumo será “exclusivamente” de las “élites” que optarán por experiencias presenciales más seguras, compras y restauración, por el contrario, la gran mayoría dispondrá de un consumo en internet y servido por franquicias.

Ayudas del Estado frente a multinacionales

De acuerdo a la radiografía que ofrecen ambas instituciones sobre la situación del comercio, opinan que en este nuevo contexto “será más fácil vivir confinados”, ya que apuntan a una progresiva desaparición de las tiendas físicas en pos de aquellos negocios que sirven a domicilio. “El paisaje de las calles, en los barrios, los carteles de «se vende» llenarán los escaparates y las persianas cerradas, carteles que serán el exponente de la nueva pandemia económica”, aseguran.

Según exponen, tanto el confinamiento como las primeras fases de vuelta a la normalidad “han maltratado especialmente al tejido social y empresarial de los autónomos y pymes, cerrando sus actividades económicas o poniéndolas en peligro de desaparición”. Indican que para poder sobrevivir han tenido que recurrir a ayudas del Estado mientras que multinacionales como Amazon, Ebay, Glovo, Deliveroo, grandes cadenas de supermercados han incrementando sus ventas, “han salido ganando las grandes compañías”, añaden

Normas
Entra en El País para participar