Industria

Repsol se refuerza en el sector de motores de automoción a gas

El grupo eleva al 19 % su participación en la empresa BeGas

Presentación del proyecto BeGas en Bilbao.
Presentación del proyecto BeGas en Bilbao.

Repsol ha reforzado su presencia en el sector de motores de automoción impulsados por gas licuado y ha elevado al 19 % su participación en el capital de la empresa BeGas, fabricante de estos equipos.

BeGas se ha convertido en el único productor del mundo de motores alimentados al 100 % por gas licuado, que elimina las emisiones de combustibles fósiles en el transporte pesado por carretera. Sus desarrollos equiparán a autobuses y camiones. Los dos primeros motores en operación de BeGas se instalarán este año en un autobús de pasajeros de tránsitos urbanos y en un camión de recogida de residuos de las ciudades.

Pedro Silva, consejero delegado de BeGas, no ha querido desvelar los nombres de las marcas de automoción que incorporarán sus motores en los vehículos, que comenzarán a rodar a finales de este año.

En la presentación de BeGas este martes en Bilbao, ha intervenido Oscar López Goikolea, director de investigación del fondo Energy Ventures, a través del cual Repsol ha elevado su participación en el accionariado de la empresa vasca. López ha destacado que el fondo de la multinacional está presente en el capital de veintitrés compañías de tres continentes y que en 2019 analizó 900 propuestas de inversión, de las que solo aprobó el 10 %.

BeGas producirá 25 motores este año en sus instalaciones en el complejo de automoción AIC de Amorebieta (Bizkaia). En 2021 contará con una nueva fábrica, asimismo en Bizkaia, para ensamblar 125 unidades, que serán medio millar en 2022 y ya con dos turnos de trabajo.

La empresa arranca con 25 trabajadores, repartidos entre Amorebieta y la unidad de ensamblaje de San Agustín de Guadalix (Madrid). Para 2023 prevé duplicar plantilla tras una inversión total de seis millones.

Para su lanzamiento, BeGas ha realizado una ampliación de capital de 5,2 millones que ha supuesto la integración en su accionariado de Ekarpen, el fondo de capital riesgo del Gobierno vasco que toma el 12 %, y de la Fundación BBK, que entra con el 3 %.

Los fundadores de la empresa, uno de ellos Pedro Silva, controlan el 24 %. Además de Repsol y los citados, también participan el CDTI a través de Innvierte con el 15 %, seguido de Easo Ventures con el 6 % y Seed Capital de la Diputación de Bizkaia con el 5 %, entre otros.

BeGas instalará sus motores tanto en vehículos nuevos como en otros impulsados por gasoil, con una antigüedad de tres a ocho años, a los que remotorizará. Según los cálculos de Pedro Silva, el gas licuado cuesta un 45 % menos que el gasoil, con lo que las flotas corporativas pueden conseguir ahorros del 36 %.

Con esta economía, según Silva, la inversión en flotas sale gratis a través de una financiación por renting.

Normas
Entra en El País para participar