Indicadores económicos

La confianza de los consumidores alemanes apunta a una leve mejoría en junio, según Gfk

La gradual apertura de la economía permite una ligera recuperación de las expectativas de ingresos y de la propensión a comprar

Una persona retira una tarjeta de su bolso de mano.
Una persona retira una tarjeta de su bolso de mano. EFE

El final de las medidas de confinamiento y la gradual reapertura de muchos negocios han permitido una ligera recuperación de las expectativas de ingresos y de la propensión a comprar en Alemania, tras el 'shock' experimentado por la pandemia de Covid-19, lo que apunta a una ligera mejoría del índice de confianza de los consumidores en junio, que la consultora GfK estima en -18,9 puntos, frente a los -23,1 de mayo, lo que supone la segunda peor lectura del dato de toda la serie histórica.

" La incertidumbre entre los consumidores es alta. En su opinión, la economía de Alemania está lejos de superar el bache y anticipan una recesión difícil. La ansiedad por la pérdida de empleos sigue siendo elevada y ha demostrado ser una barrera clave para el consumo en este momento, junto con las pérdidas de ingresos", indicó Rolf Bürkl, experto en consumidores de GfK, para quien los comerciantes minoristas y los fabricantes deben seguir adaptándose a esta situación.

En este sentido, tras deteriorarse de forma consecutiva en los dos últimos meses, las expectativas económicas de los consumidores germanos volvieron a incrementarse en mayo, con una subida de once puntos del indicador correspondiente, hasta los -10,4 enteros, ante los esfuerzos de los líderes políticos por acelerar el retorno a la normalidad y la expectativa de los consumidores de que pueda evitarse una debacle del mercado laboral.

Asimismo, tras la caída sin precedentes registrada en abril, las expectativas de ingresos de los alemanes experimentaron una leve mejoría en mayo, subiendo hasta los -5,7 puntos desde los -19,3 de abril, aunque todavía 63 puntos por debajo del nivel registrado hace un año, reflejando el impacto de las restricciones en la reducción de horas de trabajo, lo que ha recortado los ingresos de muchos hogares.

De este modo, la propensión a comprar de los consumidores alemanes se benefició en mayo de la recuperación de las expectativas de ingresos, con una subida del indicador correspondiente hasta los 5,5 puntos desde los -4,6 de abril, aunque todavía 45 puntos por debajo de la lectura observada en mayo de 2019.

Normas
Entra en El País para participar