Fluidra gana 1,6 millones hasta marzo frente a las pérdidas del año anterior, a pesar del virus

La compañía mantiene invariable su hoja de ruta

Eloi Planes, presidente de Fluidra, en una imagen de archivo.
Eloi Planes, presidente de Fluidra, en una imagen de archivo.

La multinacional de equipamiento para piscinas Fluidra ha obtenido un beneficio neto de 1,6 millones de euros en el primer trimestre de 2020 y ha entrado en beneficios en comparación con las pérdidas de 2,6 millones en el mismo período de 2019, pese al impacto del Covid-19, sobre todo en el mes de marzo.

Durante los tres primeros meses del año, la compañía obtuvo unas ventas de 315,8 millones de euros, un 0,9% más que un año antes, y registró un ebitda de 51,4 millones, un 2,9 % más. Según ha informado este miércoles Fluidra en un hecho relevante remitido a la CNMV, el inicio del año fue "muy positivo", con crecimientos de doble dígito en enero y febrero y buenos niveles de rentabilidad, lo que se vio "empañado" por el impacto del coronavirus.

Los efectos de la pandemia variaron de unos países a otros aunque por mercados geográficos, el sur de Europa es la región que sufrió el impacto más significativo, con un descenso del 13,2%. Durante la segunda mitad de marzo países como Italia, Francia y España experimentaron duras medidas de confinamiento, lo que impidió el normal desarrollo de la actividad. El crecimiento de las ventas en Norteamérica fue del 12,8% y en el resto del mundo experimentaron un aumento del 2,1%.

Por unidades de negocio, las ventas en el la unidad de piscina comercial crecieron un 11,5%, impulsadas por Europa del este, Oriente Próximo y Asia. En la división de piscina residencial se incrementaron un 1,4% hasta 219 millones de euros, impulsadas por una buena evolución de los productos de la gama de calentadores a gas y de equipamiento de iluminación.

Liquidez para afrontar el impacto

La compañía ha detallado que cuenta con liquidez para afrontar el impacto del parón en la actividad mientras se mantenga la situación actual de confinamiento mundial por la pandemia, gracias al saldo en caja y sus líneas de crédito. En conjunto suman un total de 454 millones de euros de los que, a 31 de marzo, se había dispuesto del 45%. Durante el mes de abril, Fluidra amplió sus préstamos y líneas de crédito en más de 100 millones de euros como medida de precaución.

En lo que respecta al negocio, tras una caída drástica en marzo y especilamente abril, la compañía explica que está constatando una "rápida recuperación" en las zonas donde ya se están levantando las medidas, registrando una fuerte demanda sostenida. Según las previsones que maneja la Fluidra, la compañía estima que la temporada de este año, aunque acortada por la situación extraordinaria, podría ser buena.

Según expresó el presidente de Fluidra, Eloi Planes, "este ha sido un primer trimestre muy positivo, si tenemos en cuenta el contexto en el que hemos venido operando a nivel mundial". Además, aseguró que su hoja de ruta no se verá modificada por los efectos del coronavirus. “Nuestra tesis de inversión sigue siendo la misma. Estamos convencidos de que nos encontramos en una posición fuerte para hacer frente a este entorno desafiante”, ha explicado.

Por otro lado, las sinergias de costes y el resto de iniciativas para la mejora de los márgenes, uno de los pilares del plan estratégico hasta 2022, han registrado un buen comportamiento y la "fuerte capacidad de generación de caja" ha permitido reducir la deuda financiera neta de la compañía en un 6,2%, hasta 804 millones, pese a las inversiones realizadas.,

Normas
Entra en El País para participar