_
_
_
_
_
Covid-19

Los contagios en China repuntan a máximo en seis semanas por los casos importados

Pekín extrema las precauciones en la frontera con Rusia

Trabajadores desinfectan una escuela en la provincia de Shandong.
Trabajadores desinfectan una escuela en la provincia de Shandong.AFP

China ha comunicado el mayor número de nuevos casos de coronavirus en casi seis semanas, impulsada la cifra  por un aumento en los casos importados del extranjero, hecho que subraya la necesidad de prevenir una segunda oleada de la pandemia. 108 nuevos casos de coronavirus fueron reportados el domingo, frente a 99 un día antes y marcando el mayor número de casos desde los 143 del 5 de marzo.

El número total de casos confirmados en la China continental asciende ahora a 82.160, mientras que el número de muertos aumentó en dos a 3.341. La Comisión Nacional de Salud ha indicado que 98 de los nuevos casos son importados, un nuevo récord. Aunque el número de infecciones diarias ha bajado bruscamente desde los máximos de febrero, China registra subidas de los contagios desde que en marzo el virus se propagó por el resto del mundo.

La nueva zona caliente es la frontera rusa. La provincia nordeste de Heilongjiang, que limita con Rusia, informó de 56 nuevos casos, 49 procedentes del vecino ruso. Las ciudades chinas cercanas a la frontera con Rusia reforzarán los controles fronterizos y las medidas de cuarentena.

De hecho, de los 10 contagios "locales", tres se produjeron en la provincia suroriental de Cantón, mientras que los 7 restantes se localizaron en la de Heilongjiang. En particular, el paso fronterizo de Suifenhe -cerrado desde el pasado miércoles, mismo día que se puso a la ciudad, de 70.000 habitantes, en cuarentena- ha registrado en torno a 200 casos confirmados y más de 100 casos asintomáticos, apuntó la agencia estatal de noticias Xinhua. Se trata en su mayoría de chinos residentes en Rusia que volaron desde Moscú hasta Vladivostok y cruzaron a su país por tierra a través del cercano paso de Suifenhe.

Varios equipos médicos han sido despachados a Suifenhe, y un nuevo hospital provisional de 600 camas se puso en funcionamiento el pasado sábado para tratar de contener este brote, que también ha dejado contagios "locales" entre los chinos que estuvieron en contacto con los viajeros provenientes de Rusia.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_