Financiación

Iberdrola abre el mercado de deuda en España en plena crisis coronavírica

La 'utility' coloca 750 millones a cinco años a bajo precio

Ignacio Galán, presidente de Iberdrola.
Ignacio Galán, presidente de Iberdrola.

Iberdrola logra una proeza. La utility que preside Ignacio Galán ha colocado 750 millones en bonos verdes a cinco años a un precio de midswap (tipo de interés libre de riesgo a ese plazo) más un diferencial de 130 puntos básicos.

El precio es excelente, dada la situación, y supone una rebaja notable respecto a las conversaciones iniciales, que apuntaban a un spread de 170 puntos básicos. El formato de la deuda es verde, como viene siendo habitual en la eléctrica.

IBERDROLA 11,30 -0,04%

Los colocadores han sido Banca IMI, BBVA, Crédit Agricole, Citi, HSBC, el japonés Mizuno, Santander y Unicredit. Las órdenes han rozado los 9.000 millones de euros, lo que ha permitido rebajar el precio de manera contundente respecto a las indicaciones iniciales.

Iberdrola goza de muy buenas notas de solvencia por parte de las agencias de rating: BBB+, según Standard & Poor's y Fitch, y Baa1, su equivalente en Moody's. Estas calificaciones se sitúan dos escalones por encima del venerado nivel de BBB-, que separa el grado de inversión del de bono basura.

 

Los fondos obtenidos se destinarán a financiar y refinanciar total o parcialmente inversiones renovables de España, México y Reino Unido, en su mayoría parques eólicos terrestres, según fuentes financieras. Estas añaden que la emisión se ha colocado entre 227 inversores, principalmente europeos y de Reino Unido.

 

Los bonos verdes levantan el  interés de los inversores habituales y el de los socialmente responsables.De hecho, una gran parte de la operación se ha colocado entre este colectivo de inversores, pese al dificil momento de mercado.

La semana pasada fue casi la más activa en emisiones de deuda, a la altura de lo visto en el mes de enero, cuando las emisiones se dispararon aprovechando la elevada liquidez y buena disposición a comprar con que los gestores ponen a trabajar sus carteras en el inicio de cada ejercicio.

El acumulado de la semana pasada (contando con emisiones soberanas, corporativas y bancarias) alcanza los 76.000 millones de euros, añaden desde BNP Paribas, cerca del récord de 79.200 millones de euros de la primera semana completa de 2020.

 

Normas
Entra en El País para participar