Riu presenta un ERTE para los 5.500 trabajadores de sus hoteles en España

La empresa ya ha clausurado 94 de los 99 inmuebles que tiene en todo el mundo

 Luis y Carmen Riu, consejeros delegados de Riu Hotels & Resorts
Luis y Carmen Riu, consejeros delegados de Riu Hotels & Resorts

Riu Hoteles es la segunda gran cadena hotelera, tras NH, que ha presentado ante las autoridades laborales un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE), que afectará a la totalidad de los 5.500 empleados que tiene en España.

Fuentes de la compañía avanzaron esta mañana que los ERTES se presentan hotel a hotel y que tan solo faltaba presentar el expediente correspondiente al inmueble situado en Chiclana (Cádiz). "Se han presentado ERTES ante las autoridades laborales de Baleares, Andalucía, Canarias y Madrid, donde tenemos hoteles", aseguran. Los expedientes no son iguales ni para todos los empleados ni para todos los departamentos y van desde suspensiones del 100%, con derecho a desempleo, o reducciones de salarios del 50% con una bajada de horario por la misma cuantían en el caso de los servicios centrales. "La filosofía es que no se vaya nadie y que cuando todo esto remita, los trabajadores vuelvan a sus puestos de trabajo donde serán necesarios", recalcan.

Esta es solo la primera fase del ajuste, ya que la segunda se está llevando a cabo en la actualidad en el resto de hoteles que la cadena tiene en el resto del mundo, donde ya hay cerrados 94 de los 99 establecimientos que tiene en el mundo, con lo que finalmente quedarán afectados los 30.000 empleados con los que cuenta en los 19 países donde tiene actividad. En la actualidad, Riu dispone de 28 hoteles en España, de los que ocho están en Gran Canaria, cinco en Mallorca y cuatro en Tenerife, mientras que cuenta con 71 hoteles en el extranjero, de los que 20 están en México, 6 en República Dominicana, Bulgaria y Jamaica y 5 en Marruecos y Cabo Verde.

La hotelera balear, dirigida por los hermanos Luis y Carmen Riu, ya había iniciado el cierre ordenado de sus hoteles, tras la orden ministerial hecha pública el pasado día 19 de marzo por el Ministerio de Sanidad, que obligaba a la clausura de todos los hoteles en los siguientes siete días para tratar de contener la expansión del coronavirus. De hecho, esas mismas fuentes precisan que los hoteles en España ya estaban cerrados y que tan solo estaban trabajando un retén mínimo de trabajadores, ligados a dirección, jardinería, servicios técnicos y seguridad, que se mantenían en sus puestos para tener todo dispuesto para la reapertura.

Los sindicatos recurrirán los ERTES de hoteleras que excluyan fijos discontínuos y eventuales

El goteo de ERTES entre las grandes hoteleras prosigue incesante. NH fue la primera que anunció la presentación de un expediente que afectará al 90% de la plantilla y solo un día después lo hizo RIU, cuyo ajuste perjudicará a 5.500 trabajadores en España. Faltan por presentarlo Meliá, Iberostar y Barceló.

La nueva modalidad de suspensiones rápidas ha eliminado la posibilidad del periódo de consultas por lo que los sindicatos apurarán las negociaciones de los expedientes para incluir sus dos principales reivindicaciones: que se incluyan en los ERTES a los trabajadores eventuales y a los fijos discontínuos que se iban a a contratar para la temporada alta que arrancaba. "Sería una verguenza que ahora les dejarán tirados después de varios años de crecimientos muy elevados de los ingresos", apunta Gonzalo Fuentes, responsable federal de Hostelería y Turismo de CC OO, que destaca que más del 30% de las plantillas de hoteles, que eran eventuales o subcontratados, "han perdido su puesto de trabajo". Fuentes destaca que la única hotelera que los va a incluir en el expediente es RIU.

El responsable sindical señala a NH y Hotusa como dos de las cadenas más activas en los despidos, ya que entre ambas, sumán más de 7.000 empleos destruidos. En caso de no lograr sus objetivos durante el período de negociación avanzan que recurrirán los ERTES por vía judicial.

Normas
Entra en El País para participar