El Ibex se dispara un 6,4% por el blindaje del Gobierno y la CNMV

El veto a las posiciones cortas y a las opas de inversores extracomunitarios anima las subidas

Ibex 35 Pulsar para ampliar el gráfico

Esta vez la Bolsa no ha renacido por la política monetaria. Ha sido la política fiscal, pero fundamentalmente ante las murallas que el Gobierno y la CNMV han levantado en torno al mercado español las que han conseguido calmar la ansiedad del mercado español. El Ibex ha conseguido por fin firmar un rebote tras una sesión aciaga tras otra. El índice español ha subido un 6,4% hasta los 6.498 puntos en su mejor sesión desde diciembre de 2008. Todo ello después de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, anunciase el plan por hasta 200.000 millones con el que pretende salvar a la economía española frente a la crisis del coornavirus.

IBEX 35 6.777,90 -3,63%
EUR x USD 1,1141 1,025%
Petroleo Brent 25,100 -4,708%

El mercado se ha apoyado en dos decisiones clave del Consejo de Ministros. De un lado, el blindaje que ha anunciado para las compañías españolas frente a compras a precio de saldo de inversores de fuera de la UE. Por el otro, la concesión de avales públicos a empresas con problemas por 100.000 millones, por encima de lo que esperaba el mercado.

Parece que la decisión de cerrar los mercados de todo el mundo es tan compleja que va a tener que esperar. Después de que la CNMV decidiese ayer vetar las posiciones cortas del Ibex durante un mes -algo que marcó las alzas en la Bolsa en la apertura-, el Gobierno ha decidido decretar un cierre de facto del mercado para los inversores oportunistas. El regulador español puede aún decidir echar la trapa de la Bolsa, como han echo en Tailandia o en el mercado de metales de Londres.

En cualquier caso, la acción conjunta del Gobierno y el regulador han blindado al mercado español de los ataques especuladores tanto por el lado de los inversores bajistas como de los fondos oportunistas. Y el objetivo ahora es que esto estabilice a la Bolsa para que deje de marcar en cada sesión abultadas caídas de en torno al 10%. Y la calma llegue al mercado si el virus se lo permite.

La medida ha disparado a aquellas empresas en el disparador por las severas caídas sufridas en los últimos meses. Telefónica se ha disparado tras el anuncio un 17,8% y engrosa un grupo de 11 compañías del Ibex que han subido más del 10%. La mejor ha sido Mapfre, que ha avanzado un 19,97%. Por detrás, Siemens Gamesa ha subido un 14,97%, seguida de Cellnex con un 12,23% y MasMovil, que ha sumado un 11,8%. Acciona, Grifols, Iberdrola, Viscofan y Ence han subido en torno al 10%.

La concesión de avales a empresas ha insuflado ánimos a la banca, que ve un respaldo público a una eventual cascada de quiebras. Una medida que le permitirá asumir la moratoria en préstamos e hipotecas para los afectados por el cierre de empresas. Bankia sumó un 124,91%, frente al 7,17% del Sabadell. CaixaBank avanzó un 4,8%, mientras que las alzas de BBVA se quedaron en el 6,9%. Santander, por su parte, avanzó un 7,78% tras haber comunicado esta mañana un recorte del 5% en su beneficio por el efecto del Covid-19.

Todas estas medidas, sin embargo, suponen más gasto público. Y más gasto público equivale a más deuda, que ya está cerca del 100% del PIB. En una nueva sesión de alza en los rendimientos para la deuda soberana de la Europa periférica, el rendimeinto del bono español ha superado el 1%. La prima de riesgo se eleva hasta los 144 puntos básicos.

Esta situación se repite en el resto de bonos de la Europa periférica. El bono italiano sube hasta el 2,35%, mientras la rentabilidad del bund alemán se queda en el -0,47%. Sin Draghi como timonel de la zona euro, los inversores ponen en cuarentena los planes de los Gobiernos de aquellos países con más problemas de deuda y déficit público. Dudan de su potencia de fuego para contener las consecuencias económicas del coronavirus.

Tras haber sufrido el lunes su peor sesión desde 1987, el Dow Jones ha rebotado este martes un 5,19%. El S&P 500 y el Nasdaq, han sumado un 6,23%. Wall Street ha reaccionado de esta forma a los planes de la Casa Blanca de aplicar su propio plan fiscal, que el Financial Times cifra en entre 50.000 y 58.000 millones. Por lo pronto, el presidente Donald Trump ya adelantó en su cuenta de Twitter medidas para apoyar el sector de las aeolíneas, así como otras industrias.

El optimismo en Nueva York dio la vuelta a las Bolsas europeas. Estas cotizaban a la baja después de que se conociese el índice Zew de confianza de los inversores alemanes, que ha caído en marzo mucho más de lo esperado: de 58,2 puntos hasta los -49,5, el nivel más bajo desde diciembre de 2010. Este desplome es el mayor registrado por el índice desde su creaciónen diciembre de 1991 y respone así a la previsible contracción del PIB alemán en el primero semestre del año. Asimismo, el indicador que evalua la situación económica en Alemania también ha empeorado, al caer 27,4 puntos hasta los -43,1 puntos. Un descenso conjunto de tal cuantía de ambos índices solo se había experimentado durante la crisis financiera de 2008. Así, el euro pierde terreno frente al dólar y se deja casi un 2%.

Finalmente, el Dax ha conseguido cerrar al alza y se ha apuntado un 2,25%. El Cac ha avanzado un 2,84%; el FTSE 100, un 2,79% y el MIB italiano, un 2,2%. En cualquier caso, el Ibex ha coronado la sesión como el mejor índice del continente.

Normas
Entra en El País para participar